Recomendaciones de la Agencia de Calidad Sanitaria de Andalucía

Nº 3.- Docencia e investigación

Noviembre/2010

Introducción

La Ley 44/2003 de 21 de noviembre, de Ordenación de las Profesiones Sanitarias, configura el marco jurídico a partir del cual se definen, entre otros, el desarrollo profesional, la acreditación de la competencia, la carrera profesional, la formación continua y la investigación como bases de un sistema imprescindible para propiciar el desarrollo del Sistema Sanitario de acuerdo con el principio de calidad asistencial y de mejora permanente de las prestaciones sanitarias. En su Artículo 33, define la formación continuada como el “proceso de enseñanza y aprendizaje activo y permanente al que tienen derecho y obligación los profesionales sanitarios, que se inicia al finalizar los estudios de pregrado o de especialización y que está destinado a actualizar y mejorar los conocimientos, habilidades y actitudes de los profesionales sanitarios ante la evolución científica y tecnológica y las demandas y necesidades, tanto sociales como del propio sistema sanitario”.

En base a los objetivos de la formación continua contenidos en la Ley, los profesionales deben:
– Garantizar la actualización de sus conocimientos y la mejora permanente de su cualificación.
– Potenciar sus capacidades para utilizar los recursos sanitarios de forma equilibrada, en relación con el beneficio individual, social y colectivo que de tal uso pueda derivarse.
– Difundir el conocimiento adquirido a otros profesionales, sobre todos aquellos aspectos científicos, técnicos, éticos, legales, sociales y económicos del sistema sanitario.
– Mejorar la percepción de su papel social, como agentes individuales en un sistema general de atención de salud y de las exigencias éticas que ello comporta.

La Consejería de Salud de la Junta de Andalucía, en su documento sobre “La formación del Sistema Sanitario Público de Andalucía”, manifiesta que la formación continuada de los profesionales:
– Es una herramienta fundamental de la política de gestión de personas, que pretende garantizar una atención sanitaria de calidad.
– Es una garantía de eficacia para cualquier proceso de transformación de un profesional y de una organización
determinados.
– Es imprescindible para adaptarse a los constantes cambios científicos y tecnológicos.
– Es un pilar básico para la mejora de la calidad de vida de los ciudadanos, de la comunidad y de la sociedad en general, a través de la continua adaptación a las nuevas necesidades y requerimientos de éstos.

La Ley General de Sanidad, en su Título VI “De la docencia y la investigación”, manifiesta la importancia del fomento de la investigación en el campo específico de los problemas de salud, indicando que las actividades de investigación habrán de ser fomentadas en todo el sistema sanitario como elemento fundamental para el progreso del mismo: “La investigación en ciencias de la salud ha de contribuir a la promoción de la salud de la población y deberá considerar especialmente la realidad socio-sanitaria, las causas y mecanismos que la determinan, los modos y medios de intervención preventiva y curativa, y la evaluación rigurosa de la eficacia, efectividad y eficiencia de las intervenciones”.

Situación actual

Finalizado el año 2009, en la Agencia de Calidad Sanitaria de Andalucía actualmente se encuentran abiertos más de 12.600 Procesos de Acreditación. Además, han finalizado con éxito un total de 1.856 procesos, que corresponden a 1.427 profesionales que han obtenido algún Nivel de Acreditación de sus competencias profesionales.

El análisis de la Evaluación de las pruebas aportadas por todos los profesionales que han finalizado su proceso de acreditación, muestra que el mayor número de Competencias, Buenas Prácticas y Evidencias manifestadas (y evaluadas satisfactoriamente) por los profesionales acreditados, corresponden a los criterios referidos a “Orientación al ciudadano” (79,2% de los profesionales), “Promoción de la Salud, Prevención y Atención Comunitaria” (75,8%) y “Uso Eficiente de los Recursos” (73,5%). Por el contrario, los criterios con mayor potencial de mejora son “Compromiso con la docencia” (37,5%) y “Compromiso con la investigación” (44,7%).

Recomendaciones

La Agencia de Calidad Sanitaria de Andalucía considera que, en el marco del Plan Estratégico de Formación Integral del Sistema Sanitario Público de Andalucía, la formación continuada y la investigación son elementos fundamentales del desarrollo profesional: el resultado de planificarlo adecuadamente enriquecerá a la persona y, a la vez, a la organización en la que trabaja, mediante el esfuerzo individual y el apoyo del centro en el que el profesional desempeña su trabajo. El objetivo final de la formación y la investigación y, por tanto, del desarrollo profesional, es la mejora continua de la calidad en el desempeño profesional, con el fin de dar respuesta a las necesidades individuales de la persona, de la organización a la que pertenece o trabaja y de la sociedad en la que vive. El desarrollo de las personas es uno de los elementos clave para alcanzar la excelencia en las organizaciones.

Tras los datos, derivados de los resultados de los Procesos de Certificación de la Competencia Profesional, la Agencia de Calidad Sanitaria de Andalucía recomienda a los profesionales del SSPA, y a las instituciones en las que trabajan:

  1. Promover la transferencia del aprendizaje (adquirido a través de la experiencia y la formación continuada) a otros profesionales mediante un mayor compromiso con la función docente del trabajo, ya sea mediante la realización de actividades de formación por parte de los centros, como a través de la participación de los profesionales en dichas actividades formativas (como docentes y/o discentes), asumiendo la responsabilidad de la tutorización de alumnos de pre y postgrado, la coordinación de cursos de formación, la dirección de programas, etc.
  2. Aumentar el compromiso profesional con la función investigadora del trabajo, contribuyendo a la mejora de la atención sanitaria y la aportación de conocimientos que sean útiles para la salud de los ciudadanos y para el funcionamiento del Sistema Sanitario, tanto a través del fomento de la investigación, la creación de grupos de trabajo, grupos de mejora u organización de eventos científicos por parte de los centros, como de la participación en proyectos de investigación, presentación de comunicaciones, publicaciones, manejo de bases de datos de literatura científica, así como los recursos que el Sistema Sanitario Público de Andalucía pone a disposición de sus profesionales.
Agencia de Calidad Sanitaria de Andalucía
Miembro asociado de
Facebook de la Agencia de Calidad Sanitaria de Andalucía Twitter @calidadACSA

Parque Científico y Tecnológico Cartuja, Pabellón de Italia, Calle Isaac Newton, 4, 3º planta, 41092 – Sevilla. Tlf: 955 023 900
Entidad gestionada por la Fundación Pública Andaluza Progreso y Salud

Esta web no se encuentra optimizada para su navegador, en breve será redirigido a una versión compatible del portal (El contenido de noticias puede no estar actualizado).

Actualize su navegador a la versión 9 o superior del mismo. También puede utilizar otros navegadores como Google Chrome o Mozilla Firefox

En caso de no ser redirigido pulse aquí