Lenguaje musical

 

La duración y su representación gráfica

La duración es la característica del sonido que nos permite diferenciar sonidos largos de sonidos cortos. La podemos definir como el tiempo de permanencia de un sonido. La sucesión de sonidos de distinta duración nos da el ritmo.

La duración de los sonidos y de los silencios, se representa mediante las figuras musicales.

Este es un vídeo que hizo Bárbara Posada, alumna de segundo de bachillerato del IES Rosario Acuña de Gijón, sobre las figuras musicales y el Canon de Pachelbel:

 

http://www.youtube.com/watch?v=6vC3dz4pQ2c

Las figuras musicales ordenadas de mayor a menor duración son las siguientes:

(Tomando a la negra como unidad de tiempo)

Nombre

Figura para el sonido

Figura para el silencio

Duración

Redonda

4 Tiempos

Blanca

2 Tiempos

Negra

11 Tiempo

Corchea

1/2 Tiempo

Semicorchea

1/4 de Tiempo

Fusa

1/8 de Tiempo1

Semifusa

1/16 de Tiempo

La redonda es la figura que representa el sonido de mayor duración, y la semifusa representa el sonido de menor duración.

Observa en este enlace algunas figuras y sus silencios.

Este enlace nos presenta de forma muy sencilla la equivalencia de algunas figuras. ( en francés)

 

 La relación entre las figuras es la siguiente:

    - Una redonda vale lo mismo que dos blancas. Una blanca por lo tanto, vale la mitad de la redonda.

    - Una blanca vale dos negras. Una negra dura la mitad de una blanca.

    - Una negra vale dos corcheas. Una corchea dura la mitad de una negra.

    - Una corchea vales dos semicorcheas. Una semicorchea dura la mitad de una corchea.

                                     

                                                    Una redonda dura lo mismo que 4 negras.              Un blanca dura lo mismo que dos negras.

 

Una negra dura el mismo tiempo que dos corcheas o que cuatro semicorcheas.

 

En el siguiente vídeo puedes ver y oir la relación entre las figuras musicales.

 

http://www.youtube.com/watch?v=GSsCBUoffXA

 

Trabaja la negra y su silencio en este enlace.

Trabaja las corcheas en este enlace.

En este enlace trabajas con las figuras, sus valores y la equivalencia entre ellas. Tienes que elegir las opciones correctas.

Realiza las actividades sobre las figuras musicales que te propone este enlace.

Realiza la actividad del siguiente enlace que consiste en seleccionar el esquema rítmico correspondiente al fragmento escuchado. (se trabaja con la negra, el silencio de negra y las corcheas)

En este otro enlace la actividad consiste en dictados rítmicos usando diversas figuras siempre en compás 4 por 4. Al final de la lista de dictados vienen las soluciones. 

En este enlace se pueden practicar diferentes esquemas rítmicos.  (Dpto de música IESO Princesa Galiana)

En este enlace tienes que enlazar el esquema rítmico que corresponde a cada  audición.

 

Signos de prolongación

 

El puntillo

El puntillo es un signo (.) que se coloca a la derecha de una figura que representa a un sonido o a un silencio, modificando su duración. El puntillo añade a la figura la mitad de su valor. Por ejemplo si una blanca vale dos negras con puntillo vale tres. Si una negra vale dos corcheas, con puntillo vale tres.

                    

 

 

La ligadura

Es un signo de prolongación representado por una línea curva que se sitúa por debajo de dos o más notas consecutivas de la misma altura y del mismo nombre, fusionando la duración de ambas notas.

  con la ligadura equivaldría a una blanca

 

El calderón

Es un signo que se coloca  por encima o por debajo de una nota, prolongando su duración un tiempo indeterminado, dejado al buen gusto del ejecutante. Colocado encima de un silencio o de una barra de compás, indica una interrupción del movimiento, su duración al igual que la anterior se deja al buen gusto del interprete.

 

Signos de repetición

Si la pieza musical que se interpreta ha de repetirse, se indica mediante dos letras D.C. es decir " da capo" o desde el principio. También puede indicarse con dos puntos a la izquierda de la barra final.

                                     

La repetición de un fragmento de la obra se indica con dos signos de repetición uno al inicio del fragmento y otro al final del mismo.

Las casillas de repetición indican cuantas veces ha de repetirse un fragmento. Durante la última repetición ha de saltarse la primera casilla para saltar a la segunda.

En este caso, se repite el fragmento o la pieza una vez y cuando se llega a la casilla 1, ésta no se interpreta y se pasa a la casilla 2.

 

Ritmo pulso-acento-compás

Antes de empezar visita este enlace y comprobarás que se puede hacer ritmos con pocos elementos.

En este enlace tienes un esquema sobre el ritmo muy clarito.

Podemos definir el ritmo como las diversas maneras en las que un compositor agrupa los sonidos y los silencios, atendiendo principalmente a su duración ( largos y cortos) y a los acentos.

El elemento más básico del ritmo es el pulso, el pulso organiza el tiempo en partes iguales con la misma duración y con la misma acentuación, (uno, dos, tres, cuatro, ....).

Al igual que los ritmos en la naturaleza, como el movimiento de los planetas, la sucesión de las estaciones o el pulso del corazón, el ritmo musical suele organizarse en patrones de recurrencia regular. Dichos patrones controlan el movimiento de la música y ayudan al oído humano a comprender su estructura. La unidad rítmica básica por excelencia es el pulso, un patrón espaciado regularmente que se parece al ritmo de un reloj. En la mayor parte de la música de baile y en la popular, el pulso aparece de forma explícita, a menudo por medio del batir de los tambores o mediante un patrón de acompañamiento regular. En músicas más complejas, el pulso sólo está implícito. El tempo de la música determina la velocidad del pulso.

 

Al combinar pulso y acentos obtenemos los ritmos básicos:

Ritmo binario: divide el tiempo en dos partes iguales acentuando más el primero: Un dos / Un dos / Un dos.... Si te fijas, el ritmo de estas palabras coincide con lo anterior: Can – ta / To –ca / Bai – la,  etc. Este ritmo está presente, por ejemplo, en las  marchas militares.                        

 Ritmo ternario: divide el tiempo en tres partes iguales acentuando más el primero: Un dos tres / Un dos tres / Un dos tres...  Al igual que el ritmo de estas palabras : Can – ta  - lo / To – ca – lo / Bai  - la – lo. Este ritmo lo podemos encontrar en determinados tipos de danzas como en los valses, o en las sevillanas. 

 Ritmo cuaternario: divide el tiempo en cuatro partes iguales y acentúa más el primero y  un poco el tercero: Un dos Tres cuatro / Un dos Tres cuatro /... Este ritmo lo podemos encontrar en gran parte de la música ligera contemporánea: jazz, pop, rock, etc. 

 

En este enlace puedes escuchar los ritmos básicos al hacer clic con el ratón en el pentagrama.

 

Podemos encontrar ritmos que tengan más de cuatro tiempos o partes, y sería el resultado de combinar los ritmos básicos, por ejemplo, un ritmo de cinco partes podría ser el siguiente: Un  dos Tres cuatro cinco / Un dos Tres cuatro cinco, combinando un ritmo binario y otro ternario, o al revés, o de siete partes como por ejemplo: Un dos Un dos Un dos tres / Un dos Un dos Un dos tres

En este enlace puedes escuchar algunas obras musicales que combinan ritmos binarios con ternarios.

 

Escucha esta versión animada de uno de los coros de la ópera "La Traviata" del compositor italiano G. Verdi.

¿Qué tipo de ritmo realiza, binario o ternario?


Verdi - Traviata - Choeur Bohémiens
Uploaded by Quarouble

 

Los compositores pueden basar su obra en ritmos muy complejos, cuyos acentos cambien constantemente y de forma irregular.

Otro efecto rítmico interesante es el de la polirrítmia, que consiste en la interpretación  de dos o más ritmos diferentes, de forma simultánea, es decir, que suenen a la vez.     

También podemos encontrar obras musicales en  las que el ritmo es libre, en la que no existe un ritmo regular o basado en un pulso continuado.

 

Los ritmos se representan en la notación musical mediante los compases. Llamamos compás a la división regular del tiempo musical mediante la alternancia de pulsos acentuados y no acentuados.

En la escritura musical cada uno de los fragmentos de tiempo en que se divide una partitura se llama compás. Esta división se realiza mediante una línea vertical que atraviesa el pentagrama, separando los compases entre sí y se llama línea divisoria o barra de compás.

Líneas divisorias

 

 

Todo compás se divide en varias partes iguales llamadas tiempos. Hay compases que están divididos en 2, en 3 o en 4 tiempos.

Un compás también puede dividirse en 5, 6, 7 o más tiempos.

 

El tipo de compás se indica al principio del pentagrama inmediatamente después de la clave mediante dos números colocados uno debajo del otro, que nos informan sobre el número de tiempos y el valor de cada tiempo. El número superior nos indica el número de tiempos del compás y el inferior el valor o figura de cada tiempo en relación con la redonda.

1

redonda

2

Blanca

4

Negra

8

Corchea

16

Semicorchea

32

Fusa

64

Semifusa

 

Compás 2 por 4 de ritmo binario

 2 --- el número de tiempos --- dos tiempos                                         2 tiempos  - 2 negras

 4 --- la figura que entra en cada tiempo --- una Negra   

                        2 negras en cada compás, una por cada tiempo.               

 

Compás 3 por 4  de ritmo ternario                                 

 3 --- el número de tiempos --- tres tiempos

 4 --- la figura que entra en cada tiempo --- una Negra

             3 negras por cada compás, una por cada tiempo.

 

Compás 4 por 4  de ritmo cuaternario (dos binarios juntos)

 4 --- el número de tiempos --- cuatro tiempos

 4 --- la figura que entra en cada tiempo --- una Negra

                         4 negras por cada compás, una por cada tiempo.

En este vídeo tienes un ejemplo de compás 4 por 4

   

 

- Escucha estos dos musicogramas: enlace 1 - enlace 2, y di cual es de ritmo ternario y cual de ritmo binario.

- En este enlace y en este otro enlace , muy sencillos, puedes repasar los signos musicales que hemos visto en el tema.

- En este enlace trabajarás las semicorcheas y el compás 2 por cuatro.

- En este enlace tienes que decidir qué tipo de compás corresponden a cada fragmento. Al final de la página tienes un enlace en la frase  "VULL  JUGAR MÉS"  para un segundo grupo de ejercicios.

- Realiza la siguiente actividad en este enlace, que consiste en seguir los diversos fragmentos de partituras basados en compases 2 por 4 y 3 por cuatro, utilizando las figuras de blanca, negra y corchea y los silencios correspondientes.

- En este enlace tienes que elegir el tipo de compás que tienen diversas melodías. Está en inglés, hay que seleccionar el tipo duple-triple cuádruple, y los números del compás.

- En este enlace puedes trabajar dictados rítmicos de diferente dificultad.

- Repasa en este enlace lo visto hasta ahora. Tiene animaciones sobre pulso, figuras, se pueden oír y seguir en partituras, diferentes fragmentos rítmicos con diferentes compases, etc. Es muy completo.

- En este enlace tienes que elegir el patrón rítmico que le corresponde al fragmento escuchado y arrastrarlo a la casilla.

- En este enlace puedes elegir fragmentos rítmicos para acompañar la melodía.

- Lee los siguientes esquemas rítmicos en compás 4 por 4  que presenta este enlace
 

Compases simples y compases compuestos

Un compás es simple cuando cada tiempo del compás es divisible por dos, es decir que la figura que entra en cada tiempo se puede sustituir por las dos figuras que le equivales. Por ejemplo una blanca puede ser sustituida por dos negras, una negra por dos corcheas, etc.

Un compás es compuesto cuando cada tiempo del compás es divisible por tres. Para ello es necesario que la figura unidad del tiempo tenga un puntillo. Por ejemplo una negra con puntillo puede ser sustituida por tres corcheas.

 

 

   Compases simples

 

   Compases compuestos

 

 

Observa en este enlace los compases simples y los compuestos.

Observa en este enlace la complejidad de algunos compases.

 

El tempo

El tempo es la velocidad a la que se ha de interpretar la música, se indica mediante unos términos que se colocan sobre la partitura y dan una idea aproximada de esta velocidad.

Términos indicativos del Tempo

Si se quiere ser más preciso, se ha de utilizar el metrónomo, ajustándolo a un determinado tempo con el que se ha de interpretar la figura que se tome como unidad (blanca, negra, corchea..etc.)

En estos enlaces, enlace 1, enlace 2, tienes un metrónomo virtual al que puedes cambiar tanto el tempo como el sonido que producen las pulsaciones.

 

Actividades de lectura nusical.

 

Realiza estas otras actividades:

    Actividad 1

    Actividad 2

    Actividad 3

    Actividad 4

    Actividad 5

    Actividad 6

    Actividad 7 (Jclic)

    Actividad 8 (Jclic)

 

Imprime los siguientes  documentos y realiza las actividades que te proponen:

    Actividad 8

    Actividad 9

 

Este enlace es muy interesante porque nos permite ver y oír partituras de música tradicional europeas

 

Departamento de música, IES Mateo Alemán

San Juan de Aznalfarache, (Sevilla)