El relieve de Andalucía

Llamamos relieve a las formas que puede presentar la superficie de la Tierra. Por ejemplo: las montañas, las llanuras, los valles entre montañas, las playas, etc. También hay relieve en la costa o litoral, pues puede haber extensas playas o bien costas con acantilados, en las que las montañas están junto al agua del mar.

La altitud de un lugar la medimos con respecto al nivel del mar, que es igual en todos los lugares del planeta. Una montaña alta puede tener 2.000 metros de altitud, mientras que una depresión es un lugar a pocos metros sobre el nivel del mar.


El relieve andaluz es muy distinto según los lugares. Así, en Andalucía oriental abundan las zonas montañosas y los altiplanos, que son terrenos altos y llanos; mientras que en la parte occidental predominan las tierras llanas y de escasa altura, que están situadas en la Depresión del Guadalquivir. En la costa abundan las llanuras litorales bañadas por el océano Atlántico y el mar Mediterráneo.

 

 

Pero más de la tercera parte de Andalucía está por encima de los 600 metros de altitud, habiendo altiplanicies y sierras con más de 46 picos que pasan de los 1.000 metros de altura sobre el nivel del mar.

Estudiaremos el relieve andaluz dividiéndolo en tres grupos: el relieve de montaña, el relieve de llanura y el relieve de la costa.