LA JUNTA AMPLÍA EL ÁMBITO DE PROTECCIÓN DEL CONJUNTO HISTÓRICO DE RONDA

 

El Consejo de Gobierno ha aprobado hoy ampliar el ámbito de protección del Conjunto Histórico de Ronda (Málaga), mediante la declaración de los barrios de San Francisco y del Mercadillo como Bien de Interés Cultural.

La anterior delimitación del Conjunto Histórico sólo garantizaba la protección total del núcleo central, de calles pintorescas y donde se concentran las principales iglesias, conventos y palacios. Las nuevas zonas que ahora se incluyen quedaban fuera de este perímetro, si bien formaban parte de un área de respeto en la que únicamente se regulaba el volumen de las edificaciones.

El barrio de San Francisco, donde estuvo enclavado el Alcázar, es el más antiguo. El del Mercadillo, fundado a raíz de la Reconquista, se caracteriza por un caserío barroco de gran blancura y enriquecido por las rejerías artesanales de sus ventanas. La declaración de Bien de Interés Cultural aprobada hoy por el Consejo de Gobierno comprende tanto las parcelas e inmuebles como los elementos y espacios públicos y privados de estos dos barrios.

Ronda tiene su origen en la Arunda-Laurus romana, constituida sobre anteriores asentamientos ibéricos. Los visigodos le dieron continuidad y los musulmanes consolidaron su entidad urbana y su papel de cabecera comarcal. Situada sobre un cerro calizo de gran valor paisajístico y definida por la imagen de la cornisa del Tajo y del puente, la ciudad conserva su antigua división en los tres barrios que ahora integran la nueva delimitación del Conjunto Histórico.