AUTORIZADA LA CONSTITUCIÓN DE FONDOS DE INVERSIÓN ESPECIALIZADOS EN DEUDA PÚBLICA DE LA JUNTA

Los nuevos instrumentos financieros permitirán canalizar ahorro privado hacia la financiación de inversiones públicas en Andalucía

 

El Consejo de Gobierno ha autorizado hoy la constitución de fondos de inversión especializados en Deuda Pública de la Junta de Andalucía, con el objetivo principal de canalizar ahorro privado hacia la financiación de inversiones públicas en la comunidad autónoma.

La Consejería de Economía y Hacienda seleccionará un máximo de siete sociedades gestoras, ampliable a diez, para la creación de estos instrumentos financieros, que permitirán ampliar la base inversora de la comunidad autónoma al abrir un nuevo cauce de distribución de la deuda propia. Entre otros criterios, la selección tendrá en cuenta la capacidad de gestión, el volumen de fondos gestionados y el grado de vinculación y compromiso de las entidades con la Deuda Pública de la Junta.

Los nuevos fondos podrán adoptar las modalidades de inversión mobiliaria de renta fija, inversión mobiliaria de renta mixta e inversión en activos del mercado monetario. En los tres casos se establece un porcentaje mínimo del 30% del patrimonio del fondo para su inversión en Deuda de la Junta.

Asimismo, con el fin de garantizar una adecuada combinación de rentabilidad, riesgo y volatilidad, se exigirá una calificación crediticia cercana a la que tiene la Junta de Andalucía para aquellos emisores cuya deuda vaya a formar parte de la cartera de inversión de los fondos.

En la modalidad de inversión mobiliaria de renta fija, la totalidad del patrimonio del fondo deberá invertirse en valores correspondientes a deuda pública emitida por la Junta de Andalucía y sus empresas públicas, deuda pública de estados miembros de la Unión Monetaria Europea y otros valores de renta fija de emisores públicos y privados de la Unión Monetaria Europea.

En el caso de la inversión de renta mixta, se exige invertir un mínimo del 80% del patrimonio en los citados valores fijos, mientras que el 20% restante podrá destinarse a valores de renta variable, siempre y cuando éstos se incluyan en índices de reconocido prestigio, como el Ibex 35, el Eurostoxx 50 o el Dow Jones 30.

En cuanto los fondos para activos del mercado monetario, la totalidad de los recursos deberán invertirse con plazo remanente de amortización o reembolso inferior a 18 meses en valores encuadrados en las categorías de renta fija.

Finalmente, también se prevé la posibilidad de creación de fondos garantizados, de común acuerdo entre la Junta de Andalucía y las respectivas entidades gestoras.