Junta de Andalucía. Consejería de Educación, Cultura y Deporte
Blog de la Consejería de Cultura
Post con vídeo

Agenda Cultural Publicaciones Tiendas Culturales de Andalucia

Portal profesional Andalucía Tu Cultura

Patrimonio en femenino… de nuevo: Mujeres que hacen ciudad

28 de mayo de 2018

La idea de urbanismo feminista ocupa cada vez más líneas estratégicas y de planificación. Apostamos por espacios de socialización, nos preguntamos para quiénes están pensadas las ciudades y cuestionamos cuales son los intereses que priman en la conformación del espacio urbano; porque esos intereses y esa configuración responden a modelos de siempre, a los de toda la vida desde el origen de la ciudad como fenómeno social. Y como producto de una(s) sociedad(es) que es, la ciudad muestra también la relación entre mujeres y hombres, las subordinaciones y los olvidos.

Desde finales del pasado siglo en España vienen desarrollándose una serie de investigaciones interdisciplinares y desde un punto de vista integrador, que aplican el género a la arquitectura como necesaria categoría de análisis histórico. Tradicionalmente, como otros aspectos, la participación activa de las mujeres en la arquitectura, y por tanto, en la construcción de ciudad, no se ha mostrado ni en la historiografía ni en la interpretación que se hace en los museos.

De Margaret Woodhull a Cándida Martínez, de Manuela Marín a Mª Elena Díez, de Margarita Sánchez a Lourdes Prados, de Therese Martin a Margarita M. Birriel, y tantas otras investigadoras -e investigadores- se viene mostrando la otra cara de la moneda en la construcción no sólo de nuestro urbanismo histórico, sino también del contemporáneo.

Si en nuestras ciudades, el porcentaje de nombres de mujeres en vías y edificios es minoritario, no conocemos suficientemente como sería en épocas históricas. Lo que sí conocemos es cómo la acción de las mujeres contribuye a construir ciudad, cómo numerosas mujeres se sobreponen y superan esas múltiples limitaciones legales, económicas y sociales de su época. Pues con carácter general, en la historia, la mujer, sea cual sea su situación jurídica o su clase social aparece en una situación subordinada al hombre.

“Las construcciones de estas mujeres trajeron gloria a la dinastía”
(Ibn Hayyan, al -Muqtabis V)

A lo largo de la historia, de nuestra historia, muchas mujeres dejaron su huella con monumentos y edificios sociales en la ciudad de todas las épocas. Mezquitas, templos, iglesias, capillas, monasterios, alminares, pórticos, hospicios, palacios, almunias, cementerios, hospitales, mercados, teatros, termas, arcos, jardines, acueductos, fuentes, etc., fueron promovidos por mujeres con su dinero, muchas veces a través de fundaciones pías y de legados. De esta forma, destinaban una serie de propiedades, o un fondo con dinero, a ese fin, y las rentas anuales resultantes se aplicaban a la construcción y mantenimiento de lo edificado, pues los bienes cedidos por legados píos eran intransferibles.

Escultura femenina romana. Museo Arqueológico de Córdoba.

Con estos edificios, muy valorados en la imagen colectiva, las mujeres están presentes en los espacios públicos que les eran vedados formalmente, y con ello contribuyen no sólo al desarrollo y a la imagen urbana, sino que obtienen reconocimiento, prestigio e influencia, formando parte, además, de la identidad y de la memoria cívica.

En la Bética, en al-Andalus, en Andalucía… desde las mecenas romanas hasta las señoras cristianas, desde las “damas” íberas a las mujeres de las élites visigodas, desde las “señoras” andalusíes a las damas de época moderna, nombres propios salpican las edificaciones urbanas. Nombres propios conocidos en gran parte a través de la epigrafía como Helvia, Acilia Plecusa, Iunia Rustica, Licinia Rufinia, Sempronia Fusca, que ejercieron el matronazgo en sus ciudades con estatuas, templos, pórticos, teatros, termas, abastecimiento de agua. También por la epigrafía y por los textos, nombres como Tarub, Umm Salama, Mut´a, Mustaq, Maryan, Subh…, ellas y otras que en la Córdoba omeya levantaron cerca de quince mezquitas, tres cementerios, una almunia, lavatorios, y hospitales. Y nombres como María de Silva, Catalina de Ribera, Beatriz Pacheco, María Manríque, Mencía García o Leonor López de Córdoba, que en Andalucía organizaron servicios religiosos y asistenciales, promovieron conventos y hospitales, palacios, capillas, y hospicios.

Por tanto, siempre ha habido mujeres que construyen ciudad, y sus huellas están en muchas ocasiones presentes en las colecciones de nuestros museos. Otra cosa es que sepamos, o queramos, visibilizarlas (1).
.

Mª Dolores Baena Alcántara,
Museo Arqueológico de Córdoba.

Artículos relacionados (Pincha sobre los siguientes títulos para acceder a los mismos):

“La ciudad necesita feminismo”

“La arquitectura en Andalucía desde una perspectiva de género: estudio de casos, prácticas y realidades construidas”

(1) Visita temática “Mujeres que construyen ciudad”, Museo Arqueológico de Córdoba. Marzo 2017.

Un comentario

Suscribrime a estos comentarios

RSS 2.0 RSS V .92 ATOM 0.3

  1. Fuensanta
    28 May 2018

    Siempre en la brecha. Una vez más enhorabuena amiga.
    Así construimos ciudad, conservamos nuestro patrimonio y difundimos aspectos de la historia de las mujeres muy desconocidos y aprendemos como esas mujeres han contribuido de manera decisiva a la historia de Andalucía.
    A seguir por ese camino.

Deja un comentario (*)

(*) Los comentarios y participaciones deberán ajustarse al tema o contenido de la entrada relacionada, y en ningún caso podrán ser ofensivos, difamatorios, publicitarios, pornográficos o ilícitos, de acuerdo con lo especificado en el “Aviso legal”

Si tu comentario incluye enlaces, nuestro equipo revisará que no contenga spam, por lo que no se publicará automáticamente.