Concerto 1700

Entre cándidos, bellos accidentes.

Aurora Peña, soprano

Danile Pinteño, dirección

Con la colaboración de FESTCLÁSICA

Vicente Basset (fl. 1748 – 1762)  Obertura a piu stromenti Bas-10

Allegro con Valentía

Andante Presto

Diego Pérez de Camino (1738 – 1794)

No en esas once esferas – Cantada sola con violines al santísimo sacramento

 No en esas once esferas de diamante (Recitado)

Al aire pensamiento, al aire con presteza (Aria)

Diego Pérez de Camino

De alta luz ilustrado. Cantada sola con violines al santísimo sacramento*

De alta luz ilustrado (Recitado)

El profeta coronado, de Israel digno monarca (Aria)

Vicente Basset Obertura a piu stromenti Bas-11 

Con Spirito

 Andante

Presto assay

José de Nebra (1702 – 1768) 

Entre cándidos, bellos accidentes – Cantada sola al Santísimo con violines

Entre cándidos, bellos accidentes (Recitado)

Al tierno esposo amante (Aria)

Del mar del mundo horrible y alterado (Recitado)

Del piélago violento (Aria)

 

Aurora Peña, soprano.  Daniel Pinteño, violín barroco y dirección artística. Víctor Martínez, violín barroco. Ester Domingo, violoncello barroco. Asís Márquez, clavicémbalo

* Primera representación en tiempos modernos.

Con la colaboración de INAEM, Instituto Nacional de las Artes Escénicas.

 

Desde hace más de dos décadas el trabajo de recuperación llevado a cabo por los musicólogos españoles ha dado como fruto la reinterpretación y difusión de algunas joyas de la música religiosa española del siglo XVIII. En el caso de las obras recogidas en este programa el meritorio trabajo de recuperación y edición se lo debemos al musicólogo Raúl Ángulo y a la Fundación Gustavo Bueno. Las Cantadas al Santísimo se caracterizan por su estructura de Arias da Capo precedidas de recitativo, con una clara influencia italiana y de temática religiosa. Los manuscritos sobre los que se basan las partituras del concierto de esta noche se encuentran depositados tanto en catedrales nacionales como la Santo Domingo de la Calzada donde trabajó Pérez de Camino o en ultramar, como en el caso de la cantada de Nebra, la cual se encuentra depositada en la Catedral de Guatemala. Quien sabe si las partituras salieron de España a raíz de la prohibición en 1750 por parte de Fernando VI de la representación de obras sacras en legua romance. La figura de Nebra siempre estuvo unida a la corte de una u otra manera durante toda su periodo en la capital, ya fuera miembro de la Capilla Real o como profesor de clavecín del infante Don Gabriel. Pero será a partir de 1747 cuando al ocupar el puesto de Vicemaestro de la Capilla Real cuando centre toda su labor compositiva en la música sacra.

En este programa titulado Entre Bellos, cándidos accidentes, no solo encontraremos música para soprano con acompañamiento de violines del maestro Nebra, sino también otras dos obras de Diego Pérez de Camino. Alguna de ellas estreno en tiempos modernos tras la recuperación llevada a cabo por Raúl Ángulo. Pérez de Camino es un compositor poco conocido a día de hoy y que desarrolló su labor musical en diferentes cargos desde mozo de coro hasta maestro de capilla por las catedrales de Santo Domingo de la Calzada, Calahorra y Burgos en las últimas décadas del siglo XVIII. La obra de Camino muestro un estilo menos florido que lo que nos muestra Nebra, sin duda su música se encuentra algo mas cercana a la de su maestro: Hernández Illana. Pero no todas las obras de este programa tienen una temática religiosa. El programa también está compuesto por obras instrumentales de otro compositor español del siglo XVIII, Vicente Basset. Si bien, la vida de Basset es algo aún desconocida para nosotros, tenemos constancia que las Overturas y Sinfonías aparecen en la biblioteca personal del barón Carl Leuhusen, secretario del embajador de Suecia en España entre los años 1752 y 1755. Esto unido a que su nombre aparece como violinista de la Orquesta del Real Coliseo del Buen Retiro en el año 1748, sitúa a Vicente Basset como un músico en activo en el Madrid de mediados de siglo XVIII. De estilo mucho más cristalino en la escritura y efectista la obra de Basset nos muestra de manera condensada el lenguaje instrumental propio del final del barroco español.

Para esta ocasión la soprano Aurora Peña, uno de los talentos más prometedores de la escena barroca nacional, se une a los músicos de Concerto 1700 para ofrecer una muestra de nuestro patrimonio musical sacro.

 

Concerto 1700

Fundado en 2015 por el violinista Daniel Pinteño, esta  formación tiene como objetivo ofrecer una visión fidedigna, reveladora y sin complejos de la música tal como se concibió en su tiempo.  Destaca en ellos la labor de recuperación de música poco conocida actualmente pero, a su vez, pura, intensa y emocionante y de autores que, por un motivo u otro, quedaron relegados en la sombra del olvido. Se une a ellos en esta ocasión Aurora Peña, uno de los talentos más prometedores de la escena barroca nacional.

http://concerto1700.com/

 

Aurora Peña

 

Nacida en Valencia en 1990, ha sido galardonada con el Tercer Premio y Premio del Público del Concours Internacional de Chant Baroque de Froville (Francia). En diciembre de 2015 debuta en el Teatro Real con la ópera Dido y Eneas, bajo la dirección de Aarón Zapico. En enero de 2016 recibe el premio Talento Joven CV. Recibe también el Premio Extraordinario al finalizar sus estudios Superiores de Canto (CSMV). Es fundadora e intérprete del grupo L’Arcàdia. En mayo de 2015 debuta en el Palau de les Arts con Carmina Burana.

En el campo de la ópera, interpreta Orlando de Händel (Angelica, Barcelona 2016) bajo la dirección de Mónica Pustilnik, L’occasione fa il ladro de Rossini, bajo la dirección de Raúl Giménez (Berenice, Barcelona 2015) Interpreta, además, Dido and Aeneas (Belinda, Valencia 2014), L’incoronazione di Poppea (Virtù, Daroca 2014). Ha participado en festivales como Festival de Música Antigua de Sevilla (FeMÀs), Semana de Música Religiosa de Cuenca, Sagunt in Excelsis o Festival de Música Antigua de Peñíscola.