Natalia Ensemble

Sinfonías de salón

Con la colaboración de FESTCLÁSICA

 

Juan Crisóstomo Arriaga (1806 – 1826) Sinfonía en re (arreglo,  Natalia Ensemble)

  • Allegro con brio
  • Andante
  • Minuetto
  • Allegro con moto

Ludwig van Beethoven (1770 – 1827) Sinfonía no. 3 “Eroica” Op.55 (arreglo, Natalia Ensemble)

  • Allegro con brio
  • Marcia funebre. Adagio assai
  • Scherzo. Allegro vivace – Trio I
  • Finale. Allegro molto

Oleguer Beltran, violín. Santa Vižine, viola. Tomáš Jamník, violonchelo. Emilio Yepes, contrabajo. André Cebrián, flauta. Friederike Hulman, oboe. Angelo Montanaro, clarinete. María José Rielo, fagot. Carles Chordà, trompa

 

La revolucionaria Tercera Sinfonía de Beethoven es más conocida como Sinfonía Eroica, pero este no fue el primer título que nuestro querido Ludwig van dio a su obra escrita en 1804. La sinfonía llevaba originalmente el nombre Buonaparte. Dedicada al general francés esta genial y rompedora obra maestra es, probablemente, la primera obra musical que sale de la perspectiva puramente estética que caracterizaba la música del siglo XVIII y se adentra en el plano, todavía inexplorado, de la representación de ideas y conceptos. Beethoven, a través del uso de técnicas orquestales innovadoras, plasma en esta sinfonía su admiración por Napoleón y nos abre una pequeña ventana desde donde podemos vislumbrar su espíritu revolucionario y atormentado.

 

La Sinfonía en re de Juan Crisóstomo de Arriaga es una pequeña (entre muy pocas) muestra de la increíble habilidad que mostraba el llamado “Mozart Vasco” para escribir música. Una pequeña joya que nos deja pensando qué habría llegado a hacer este joven compositor de no haber muerto a los 19 años.

© Natalia Ensemble

 

Natalia Ensemble

El ensemble está formado por un colectivo en el que jóvenes músicos  que, tras coincidir en la Gustav Mahler Jugendorchester,  pertenecen hoy a algunas de las mejores orquestas de Europa (Filarmónica de Berlín, Royal Concertgebouw de Ámsterdam, Gewandhaus de Leipzig…) y se encuentran regularmente para experimentar con nuevas formas de interpretar música.

Retomando la senda de los músicos vieneses de la Verein für Privataufführungen, que arreglaban grandes obras sinfónicas para poder estudiarlas y difundirlas, el Natalia Ensemble trabaja en sus propios arreglos para poder desnudar la esencia de algunas de las piezas más monumentales y llevar el gran repertorio sinfónico a lugares más íntimos. En Natalia Ensemble la orquesta queda reducida a su mínima expresión, siendo cada sección representada por un solo solista. El hecho de trabajar sin director requiere una implicación y responsabilidad altísimas por parte de cada uno de sus miembros, músicos de un perfil muy peculiar que combinan una gran cultura orquestal con una dilatada experiencia camerística y unas cualidades solísticas excelentes. Una madurez artística insólita, que les permite desmarcarse de la especialización y delimitación del músico clásico y aproximarse al ideal del “músico total” de otro tiempo: capaz de compaginar la interpretación de su parte con aspectos compositivos o musicológicos y, sobre todo, con una visión global de la obra.

En 2016, plasmaron en su primer trabajo discográfico su propia versión de la Quinta de Mahler para 17 músicos.