Saltar al contenido

Novedades

Las conductas disruptivas y desafiantes condicionan el desarrollo normal del aula, el alumnado que las manifiesta
es capaz de alterar el ritmo de la clase y dar al traste con la programación y las técnicas pedagógicas del
profesorado.
La Disciplina positiva es una metodología esperanzadora basada en la amabilidad y la firmeza que permite
recapacitar sobre el problema, utilizando métodos que permitan a alumnos y profesores enfocarse en soluciones
para desarrollar respeto mutuo, cooperación y responsabilidad en el aula.
Otras prácticas complementarias como el Mindfulness y la lectura de cuentos favorecen un cambio de paradigma
para la adquisición de habilidades que ayuden a los niños a adquirir éxito en la escuela y en la vida.
Compartir en:
novedad
Nodo: sv0205.ced.junta-andalucia.es
Ir al inicio