Saltar la navegación

Navegación

La Junta destina 17.412 millones en 2016 a programas que inciden en la reducción de la desigualdad entre hombres y mujeres

La consejera de Hacienda defiende en el Parlamento el “esfuerzo del Gobierno andaluz” para impulsar políticas de género

Andalucía, 17 de marzo de 2016

El Presupuesto de la Junta de Andalucía para 2016 destina un total de 17.412 millones de euros en programas con "alta capacidad" para reducir la desigualdad entre hombres y mujeres. Así lo ha trasladado la consejera de Hacienda y Administración Pública, María Jesús Montero, en el Pleno del Parlamento donde ha defendido el esfuerzo del Gobierno andaluz en dotar de herramientas e instrumentos para avanzar en la "cuesta empinada que a diario suben las mujeres".

Durante su intervención, la consejera ha lamentado que la crisis y las políticas de austeridad han "atacado" principalmente el gasto público social y han aumentado la "brecha" entre hombres y mujeres. Por ello ha considerado, "por justicia social y rentabilidad económica", que es necesario aprovechar la "tímida" recuperación económica para poner el acento en las políticas de género, ya que "la desigualdad tiene un coste importante en materia de desarrollo para el conjunto de la sociedad".

Montero ha recordado que Andalucía es la única comunidad que ha incrementado su inversión en políticas de igualdad. Concretamente, se ha referido al estudio recientemente publicado por el Observatorio de Género y Economía de la Universidad Pablo de Olavide de Sevilla que señala que, en el periodo entre 2019 y 2014, el presupuesto de igualdad en Andalucía creció un 16,6%, frente al descenso de un 34,4% registrado en el Estado.

Durante su intervención ha defendido la importancia de analizar no solo las políticas directas de atención a la mujer sino la capacidad que tiene el conjunto del presupuesto para reducir la desigualdad, de ahí que en Andalucía se esté llevando a cabo una evaluación del Presupuesto con Perspectiva de Género a través de auditorías.
Según ha expresado, estas auditorías deben enmarcarse en la evaluación de las políticas públicas, "algo que consideramos fundamental en la toma de decisiones ya que nos va a permitir alcanzar cotas más altas en la eficiencia, eficacia y calidad en el uso de los recursos públicos". Tras una primera fase piloto en la que se evaluaron 5 programas presupuestarios, ha explicado que en 2015 se han impulsado las auditorías con enfoque de género, iniciándose un total de 26 que se han extendido a todas las Consejerías incluyéndose también una selección de entidades instrumentales.











Imprimir noticia

 

Pie de página