Saltar la navegación

Navegación

Los precios suben un 0,9% en mayo y la tasa interanual se sitúa en el 2%, por debajo de España

Andalucía, 13 de junio de 2018

Los precios subieron en mayo en Andalucía un 0,9% respecto al mes anterior, crecimiento similar al registrado en España, según el Índice de Precios de Consumo (IPC), publicado por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

En términos interanuales, la tasa de inflación en Andalucía sube también un 0,9 % y se sitúa en el 2%, una décima inferior a la observada en España (2,1%).

El comportamiento de los precios en Andalucía en el mes de mayo es acorde a lo observado en España y el ámbito europeo y responde a un repunte de los precios energéticos, ante la subida del precio del petróleo en los mercados internacionales.

En concreto, la tasa de inflación en Andalucía se sitúa en el 2%, nueve décimas por encima de la registrada en abril, en un contexto en el que a nivel nacional ha subido en un punto hasta el 2,1% y en siete décimas en la Eurozona hasta el 1,9% adelantado por Eurostat; todas ellas, en cualquier caso, en el entorno del objetivo de estabilidad de precios del Banco Central Europeo (2%).

De la evolución de los precios en Andalucía, destacan los aumentos observados en vestido y calzado (2,3%), coincidiendo con la temporada de primavera-verano; transporte (1,8%), por el aumento de precios de carburantes y combustibles (3,2%); y vivienda (1,8%), especialmente por la subida de la electricidad, el gas y otros combustibles (4,3%).

Por su parte, los precios descienden en ocio y cultura (-0,2%), sobre todo por la bajada de paquetes turísticos (-0,5%).

Respecto a mayo de 2017, los mayores aumentos se producen en transporte (5,1%), por los precios de carburantes y combustibles (9,1%); comunicaciones (2,4%) por los servicios de telefonía y fax (4,1%) y servicios postales (3,7%); vivienda (2,1%), sobre todo por la electricidad, el gas y otros combustibles (3,5%); y alimentos y bebidas no alcohólicas (1,9%), especialmente las frutas frescas (8,7%). Solo presenta un descenso interanual “menaje” (-0,5%), destacando textiles para el hogar (-2,6%) y aparatos domésticos (-1,5%).

El repunte de la tasa de inflación en nueve décimas respecto al mes anterior viene explicado por la subida de los precios de los productos energéticos, que crecen un 7,7% interanual en el mes de mayo, cinco puntos y medio más que el mes anterior, por la elevación del precio de los carburantes y combustibles hasta el 9,1%, 5,3 puntos más que en abril. Una subida que refleja el aumento del precio del barril de petróleo Brent en los mercados internacionales, cuya cotización alcanzó de media en mayo los 77,7 dólares, su mayor valor desde noviembre de 2014, con un incremento del 56% respecto al mismo mes del año anterior.

Mientras, el componente más estructural, la inflación subyacente, que no tiene en cuenta los precios de los alimentos no elaborados ni los productos energéticos, mantiene un comportamiento más estable y se sitúa en el 1%, similar a la del mes anterior (0,8%) y al comportamiento medio que viene mostrando desde 2015, en el entorno del uno por ciento.

.





ImprimirImprimir noticia

 

Pie de página