Saltar la navegación

Navegación

La economía andaluza mantiene la senda de consolidación con un crecimiento interanual del 2,9% en el primer trimestre

Este dinamismo, sustentado en el máximo histórico que alcanzan las exportaciones, se traslada al mercado laboral con la creación de 63.153 empleos

Andalucía, 14 de junio de 2018

La economía andaluza mantiene la senda de consolidación y registra en el primer trimestre de 2018 un crecimiento interanual del 2,9%. Según la Contabilidad Regional Trimestral de Andalucía que publica el Instituto de Estadística y Cartografía de Andalucía (IECA), el Producto Interior Bruto (PIB) regional crece en línea con la economía española (3%) y medio punto por encima de la Unión Europea (2,4%), continuando con el proceso de convergencia que se había interrumpido en los años de la crisis.

La comunidad mantiene el ciclo de crecimiento económico y creación de empleo que viene registrando desde 2014, con un notable protagonismo de la internacionalización y la acumulación de capital. Asimismo consolida su dinamismo diferencial respecto al entorno europeo, creciendo por encima de la Zona Euro y la UE (2,4%), y por encima también de las economías más representativas del área, como Alemania (2,3%) o Francia (2,2%).

Respecto al trimestre anterior, el incremento real del PIB de Andalucía ha sido del 0,6%, superior al de las economías europeas (0,4% en la Eurozona y la UE), encadenando diecinueve trimestres consecutivos de tasas positivas, desde el tercer trimestre de 2013.

Un crecimiento que, en sintonía con la evolución en España, es dos décimas más moderado que en el trimestre anterior, en un entorno de mayor desaceleración en Europa, donde el ritmo de crecimiento se ha moderado en tres décimas (pasa en la UE del 2,7% en el cuarto trimestre de 2017, al 2,4% en el primer trimestre de 2018), significativamente más en las principales economías como Francia o Alemania, donde el crecimiento del primer trimestre es seis décimas inferior al del trimestre anterior.

Exportaciones

El crecimiento de la economía andaluza destaca por su carácter equilibrado, con crecimientos de todos los componentes tanto de la oferta productiva como de la demanda.

En la demanda, el mayor crecimiento relativo corresponde a las exportaciones de bienes y servicios, que en términos reales se incrementan un 4,6%, por encima de su crecimiento a nivel nacional (3,2%). Esto sitúa nuevamente a las exportaciones de bienes y servicios como el componente más dinámico del PIB en Andalucía.

En particular, destaca la evolución de las ventas de bienes al extranjero, que han alcanzado los 8.317 millones de euros hasta el mes de marzo, un máximo histórico. Un crecimiento del 3,5% respecto al mismo período del año anterior que duplica el aumento medio a nivel nacional (1,8%) en un contexto de descenso a nivel mundial (-1,4% ).

Unas cifras históricas que han permitido conseguir nuevamente un superávit de la balanza comercial de Andalucía con el extranjero, de 493,3 millones de euros en el primer trimestre, en contraste con el déficit de 6.933,4 millones de euros a nivel nacional, contribuyendo, por tanto Andalucía, a mitigar el déficit de la balanza comercial española con el extranjero.

El componente más dinámico de la demanda interna ha sido la inversión que sigue ganando peso en la economía. Concretamente, la formación bruta de capital crece un 3,8% interanual, una décima más que a nivel nacional (3,7%), y casi un punto más que el PIB.

Por su parte, el consumo final regional ha crecido un 2,5%, sustentado fundamentalmente en el consumo de los hogares, que mantiene un crecimiento del 2,8%, similar al trimestre anterior, gracias a la continuidad del proceso de creación de empleo. El consumo de las administraciones públicas aumenta un 1,8%, cuatro décimas menos que en el trimestre precedente, en un contexto de falta de recursos suficientes del sistema de financiación.

Oferta

Por el lado de la oferta, el crecimiento de la economía andaluza en el primer trimestre ha sido generalizado en todos los sectores productivos, especialmente en los no agrarios, que en su conjunto crecen un 2,7%. Junto a ello, el sector primario presenta un aumento muy moderado, del 0,3%, recuperándose de la ligera caída registrada el año anterior (-0,5%), que estuvo condicionado por la situación de sequía.

Dentro de los sectores no agrarios, el mayor crecimiento relativo corresponde, al igual que en España, a la construcción, que mantiene la tasa registrada en el trimestre anterior (7% interanual). Le siguen los servicios, con un aumento del 2,5%, igual que la media española, con aumentos generalizados en todas las ramas, destacando por su dinamismo las actividades profesionales, científicas y técnicas (4,2%) e información y comunicaciones (3,3%). Finalmente la industria, que mantiene desde principios de 2014 una trayectoria positiva de aumento, con un crecimiento del 2,1% interanual en el primer trimestre.

Creación de empleo

Estos resultados positivos de la actividad productiva y la demanda se han trasladado al mercado laboral, donde se mantiene el proceso de creación de empleo. Concretamente, según la Contabilidad Regional Trimestral de Andalucía, entre el primer trimestre de 2017 y el mismo período del presente año se han creado en Andalucía 63.153 puestos de trabajo, con un ritmo de crecimiento del 2,1%, dando continuidad a la trayectoria de aumento que se viene observando desde principios de 2014.







ImprimirImprimir noticia

 

Pie de página