Saltar la navegación

Navegación

Ramírez de Arellano defiende que “es el momento” de abordar un debate “integral” sobre fiscalidad en el ámbito nacional

El consejero de Economía apuesta por iniciar el proceso de armonización de los tributos cedidos antes de plantear nuevas reformas impositivas

Andalucía, 13 de septiembre de 2018

Comision

El consejero de Economía, Hacienda y Administración Pública, Antonio Ramírez de Arellano, ha defendido la necesidad de abrir un debate “en profundidad” sobre fiscalidad e iniciar el proceso de armonización de los tributos cedidos “antes de plantear nuevas reformas impositivas a nivel individual”. “Tenemos que aprovechar el momento actual para abordar la fiscalidad de manera integral y desde una visión global, con la participación de todos, y no hacerlo impuesto a impuesto”, ha manifestado en comparecencia parlamentaria.

En este sentido, ha subrayado que el Gobierno andaluz “no va a introducir cambios sustanciales” en la política fiscal en lo que resta de legislatura, ya que “lo idóneo es consolidar los cambios impositivos introducidos en estos años, para conocer su verdadero alcance y garantizar la necesaria estabilidad de la normativa tributaria”.

Ramírez de Arellano ha señalado que el Gobierno central ya ha planteado la necesidad de revisar el actual sistema de fiscalidad y estudiar fórmulas como la incorporación de figuras tributarias nuevas o la mayor participación de las comunidades en la recaudación de los tributos estatales, “pero desde una visión global de la situación”.

Asimismo, ha recordado que el dictamen del grupo de trabajo de financiación autonómica aprobado en la Cámara andaluza ya advierte de la necesidad de iniciar el proceso de armonización de los tributos cedidos, “fijando unos patrones mínimos de regulación que eliminen los agravios e impidan estrategias de dumping fiscal”.

Durante su intervención, el consejero ha repasado las reformas impositivas llevadas a cabo en la comunidad autónoma, “con el objetivo de reforzar la progresividad y rebajar la carga fiscal a las rentas bajas y medias en Andalucía”. Concretamente, se ha referido a la rebaja en 2 puntos del tramo autonómico del IRPF introducida en 2016, que ha beneficiado al 98% de los contribuyentes, manteniendo la mayor progresividad de la tarifa autonómica respecto a la estatal.

Asimismo, ha recordado la subida en 2018 del mínimo exento hasta un millón de euros en el Impuesto de Sucesiones para los herederos directos, la mejora de la tributación en las transmisiones de explotaciones agrarias o la creación de una nueva reducción del 99% para donaciones de inmuebles que constituyen su vivienda habitual a personas con discapacidad, entre otras.











ImprimirImprimir noticia

 

Pie de página