Andalucía ha sido la primera Comunidad Autónoma que ha ampliado su vigencia