Instituto Andaluz de la Mujer

Instituto Andaluz de la Mujer

 

Enlaces a redes sociales

Canal YoutubeFacebook

AREAS TEMÁTICAS

¿Pueden contraer matrimonio en España los extranjeros y las extranjeras?

 

Sí, siempre que al menos uno de los contrayentes esté empadronado en territorio nacional. Será en el Registro Civil donde se inscribirán los hechos relativos al estado civil sucedidos en territorio español:  matrimonio,  nacimiento o  defunciones.

 

Los extranjeros, de permitirlo su legislación, podrán contraer matrimonio en España a través de su Consulado. Lo anterior no será  posible si uno de los contrayentes es español.

 

Los matrimonios consulares se inscribirán en el Registro Civil cuando:

  •  No haya dudas de la realidad del hecho y de su legalidad conforme a la ley española.

 

  •  Conste, en certificación expedida por el/la funcionario/a competente, la celebración del matrimonio en España y cumpla la forma establecida por la ley personal de cualquiera de ellos.

 

Esta certificación, que opera como título de inscripción, está sujeta a la calificación del encargado competente para practicar su inscripción en el Registro Civil español.

 

La  certificación será también necesaria para la inscripción en España de los matrimonios celebrados entre españoles fuera de nuestro país, conforme a la ley del lugar de celebración.

 

En cuanto a los matrimonios celebrados en el extranjero entre español/a y extranjero/a o entre españoles, de  no  optarse por la forma prevista por la ley del lugar de celebración sino por las formas civiles prescritas por el Derecho español (artículo 49.1 del Código Civil), podrán tener lugar ante la Autoridad consular española correspondiente.

 

 El matrimonio consular está sujeto a los siguientes requisitos especiales:

 

          1º Al menos  uno de los contrayentes ha de ser nacional español.    

        

         2º Al menos uno de los contrayentes debe estar domiciliado en la demarcación consular correspondiente, conforme a lo dispuesto en los  artículos 51.3 y 57 del Código Civil.  En este sentido, el artículo 57 del citado cuerpo legal atribuye la competencia para la celebración del matrimonio al funcionario/a correspondiente al domicilio de cualquiera de los contrayentes, por lo que de faltar el vinculo del domicilio faltaría el presupuesto legal de la competencia para autorizar el matrimonio.

 

                      3º El Estado receptor del Cónsul no debe oponerse a que éste celebre matrimonios en su territorio.