Web de la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio

Herramientas de ayuda para el usuario

Navegación principal

Navegación secundaria

Inicio > Boletín de Gestión del Medio Natural y Espacios Protegidos. Octubre 2018. Nº 15 > Geodiversidad y biodiversidad

La laguna de Medina vuelve a acoger miles de aves acuáticas

Facebook Twitter MySpace Meneame Delicious Google+  Enviar Imprimir ¿Te interesa? Sin interés Poco interesante De interés Muy interesante Imprescindible Resultado  24 votos

La laguna de Medina, localizada en la campiña gaditana, es una de las de mayor extensión de Andalucía. Este humedal RAMSAR tiene un papel protagonista como lugar de invernada, reproducción y descanso migratorio para importantes efectivos de aves acuáticas. No obstante desde el año 2012 se venía observando una disminución de la abundancia y diversidad de aves, debido fundamentalmente a la presencia y expansión de carpas (Cyprinus carpio), una especie invasora y causante de grandes desequilibrios ecológicos en los humedales. Así entre los años 2012 y 2017, en los censos llevado a cabo por el Equipo de Emergencias, Control Epidemiológico y Seguimiento de Fauna de la Consejería, se contabilizaron de media anual tan solo 39 parejas de 6 especies de aves acuáticas diferentes, ninguna de ella amenazada.


Sin embargo en 2018 la laguna de Medina ha vuelto a ser un humedal destacado por la notable abundancia y diversidad de especies acuáticas y por el éxito de la reproducción de especies amenazadas.


Este año, la laguna ha recuperado su función como refugio de concentración de aves acuáticas, que han criado en otros humedales cercanos, durante el periodo post-reproductor. Así, en el último censo de septiembre, se contabilizaron mas de 6.000 fochas y 1.250 patos entre los cuales 751 ánades reales, 60 patos colorados, 186 porrones, además de 250 flamencos y numerosos somormujos y zampullines; en total más de de 8.000 aves de 29 especies diferentes.


Entre las especies de aves acuáticas catalogadas como amenazadas en Andalucía, destacó la presencia de 6 fochas cornudas, 142 malvasías, 59 porrones pardos y 4 cercetas pardillas.


La temporada de reproducción de 2018 también refleja el buen estado de la laguna de Medina, han criado un total de 88 parejas de 13 especies de aves acuáticas cuando en 2017 se contabilizaron sólo 18 parejas de 7 especies.  Además este año han vuelto como reproductoras dos especies "en peligro": la malvasía cabeciblanca, especie que no criaba en esta laguna desde el año 2010, con 6 hembras reproductoras y 22 pollos, y la focha moruna, que no criaba desde el año 2004, con una pareja.


El notable incremento en los efectivos de aves acuáticas durante los periodos reproductor y post-reproductor se debe a las elevadas precipitaciones de abril y marzo que han permitido que la laguna mantuviera un nivel de agua adecuado, pero sobre todo por el importante descenso en la población de carpas, por la muerte de un elevado número de peces por la proliferación de un alga tóxica en 2016 y 2017 cuando se retiraron mas de siete toneladas de peces muertos, en su mayoría carpas.


En consecuencia se produjo una disminución de una importante parte de la población de carpas que ha permitido la regeneración de los fondos y el crecimiento de la vegetación acuática, en especial de macrófitos, alimento principal de anátidas y fochas. Por ello, en toda la primavera y verano se ha podido disfrutar de un espectáculo que no se veía desde hace años en la laguna de Medina: un humedal con aguas transparentes, abundante vegetación sumergida y presencia de miles de aves acuáticas.

Logotipo de la Unión Europea

El desarrollo de este servidor WEB
ha sido cofinanciado por la Unión Europea