Web de la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio

A tu Servicio

Inicio > A tu Servicio > Actualidad

El Programa Red de Áreas Pasto Cortafuegos de Andalucía recibe el premio ‘Batefuegos de Oro’ en prevención

Facebook Twitter MySpace Meneame Delicious Google+  Enviar Imprimir ¿Te interesa? Sin interés Poco interesante De interés Muy interesante Imprescindible Resultado  56 votos

12 de noviembre de 2012

451 pastores y más de 200.000 cabezas de ganado participan en este proyecto de la Consejería de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente para prevenir incendios forestales


La Red de Áreas Pasto-Cortafuegos de Andalucía (RAPCA) ha sido galardona, en la modalidad de mejor labor preventiva, con el premio ‘Batefuegos de Oro 2012’ que anualmente concede la Asociación para la Promoción de Actividades Socioculturales (APAS) para reconocer la labor de todas aquellas personas e instituciones que trabajan para reducir el número de incendios forestales y la superficie afectada por los mismos.

Junto a la Red de Áreas Pasto-Cortafuegos de la Consejería de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente, han sido premiados también con el Batefuegos de Oro, el  Operativo de Extinción de la Gomera, en el apartado de Extinción; la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), en Investigación; Pedro Armestre, en Divulgación; Europa Agroforestal, en Educación; y Forestal Arauco (Chile), en la modalidad de mejor labor Internacional.

La Red, puesta en marcha por la Junta en 2005, forma parte del dispositivo INFOCA de prevención y lucha de los incendios forestales y se extiende ya por 15.371 hectáreas de terrenos forestales en las que 451 pastores de los ocho provincias andaluzas y sus más de 200.000 cabezas de ganado han llevado a cabo trabajos de selvicultura preventiva orientados a reducir el combustible vegetal de los montes y, con ello, el riesgo de incendios.

El pastoreo controlado implica a los pastores en la gestión forestal activa y en la prevención de incendios a través del ejercicio profesional de su actividad. Al tiempo que contribuyen a limpiar el monte de material combustible, sobre todo en zonas de difícil acceso, los ganaderos ven reconocidos su papel de vigilantes del territorio. Con este programa se mantienen las áreas cortafuegos, provocando discontinuidades en las masas forestales e impidiendo la propagación de los incendios.

El proyecto de pastoreo controlado se inició tras la firma de un convenio firmado entre el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y la Junta de Andalucía  para la realización de un estudio conjunto sobre experiencias de control de vegetación mediante ganado. Desde entonces se ha ido ampliando su área de actuación hacia otras provincias configurando la Red de Áreas Pasto-Cortafuegos de Andalucía (RAPCA), para cubrir la totalidad de las provincias andaluzas. En su desarrollo están implicados pastores, técnicos y científicos que han puesto en marcha un esquema colaborativo de trabajo que goza de gran reconocimiento y estima en el ámbito de la gestión del medio natural.

Más noticias de Medio Ambiente

El desarrollo de este servidor WEB
ha sido cofinanciado por la Unión Europea