32f936d0697c6610VgnVCM100000341de50aRCRDapproved/portal_web/boletines/boletin_dggmn/15_OCTUBRE_2018/caza_pesca/textosNovena reunión de ungulados silvestres de la Península Ibérica celebrada en el Parque Nacional y Parque Natural de Sierra Nevada22f936d0697c6610VgnVCM100000341de50a____Novena reunión de ungulados silvestres de la Península Ibérica celebrada en el Parque Nacional y Parque Natural de Sierra Nevada<div class="derecha"> <div class="imagenConBorde"><img src="/medioambiente/portal_web/boletines/boletin_dggmn/15_OCTUBRE_2018/caza_pesca/fotos/Rusi_int_horiz1.jpg" id="static_file_1619~/medioambiente~" alt="" /></div> </div> <p>La novena reuni&oacute;n de ungulados silvestres de la pen&iacute;nsula Ib&eacute;rica se celebr&oacute; en Capileira, en el parque Natural de Sierra Nevada, del 4 al 6 de octubre pasados. De dicho encuentro se extrajeron las siguientes conclusiones relativas tanto al&nbsp; IX RUSI (Reuni&oacute;n de ungulados Silvestres Ib&eacute;ricos) como al taller sobre la cabra mont&eacute;s.<br /> <em><br /> </em><br /> <strong>Conclusiones del RUSI IX</strong></p> <p><strong>1</strong> <strong>El incremento (densidad y &aacute;rea de distribuci&oacute;n) de las poblaciones de ungulados silvestres acrecienta los conflictos con el h&aacute;bitat</strong> que ocupan y el ser humano.<br /> <br /> <strong>2</strong><strong> La gesti&oacute;n</strong> de las poblaciones de ungulados silvestres y los conflictos relacionados <strong>debe incluir necesariamente aspectos sociales, educativos, de concienciaci&oacute;n, corresponsabilidad</strong> y la b&uacute;squeda de alianzas en la soluci&oacute;n de estos.<br /> <br /> <strong>3</strong> <strong>La caza se perfila como una herramienta de gesti&oacute;n necesaria para regular estas poblaciones</strong>. No obstante, el sector cineg&eacute;tico est&aacute; sufriendo un retroceso num&eacute;rico al tiempo que cambia la percepci&oacute;n, m&aacute;s negativa, que de esta actividad tiene la sociedad. Todo ello se suma al deterioro general del mundo rural.<br /> <br /> <strong>4</strong> Las experiencias aportadas en las sesiones de trabajo ponen de manifiesto que <strong>para reducir las densidades de ungulados silvestres es conveniente la combinaci&oacute;n de diferentes m&eacute;todos de control.</strong><br /> <br /> <strong>5</strong> <strong>La sanidad de los ungulados silvestres debe de abordarse desde una perspectiva integral de salud</strong>, incluyendo los aspectos sanitarios de las especies dom&eacute;sticas y los seres humanos.<br /> <br /> <strong>6</strong> <strong>Las enfermedades de los ungulados silvestres evolucionan en sistemas multiespec&iacute;ficos</strong> que incluyen hospedadores silvestres y dom&eacute;sticos y est&aacute;n influenciados por sus relaciones ecosist&eacute;micas.<br /> <br /> <strong>7</strong> <strong>Las administraciones competentes son responsables del seguimiento sanitario </strong>de las especies silvestres, dom&eacute;sticas y la interfaz de contacto entre ambas.</p> <p><strong>8</strong> Hay que destacar la<strong> importancia de los estudios a largo plazo </strong>en aspectos de la biolog&iacute;a de los ungulados silvestres a la hora de la toma de decisiones.<br /> <br /> <br /> <strong>Sesi&oacute;n Cabra Mont&eacute;s</strong></p> <p><strong>1</strong> <strong>La cabra mont&eacute;s ha expandido su rango de distribuci&oacute;n</strong> y aumentado sus densidades en estos &uacute;ltimos a&ntilde;os. Esto se ha producido tanto de forma natural como por translocaciones artificiales y se puede decir que, hoy, o<strong>cupa un 30% m&aacute;s del territorio que la &uacute;ltima vez que se revis&oacute; su estatus (2009),</strong> habiendo aparecido nuevas poblaciones en el Norte de Portugal y en las dos vertientes de los Pirineos. Se hace necesario elaborar mapas de distribuci&oacute;n a nivel peninsular.</p> <p></p> <div class="derecha"> <div class="imagenConBorde"><img src="/medioambiente/portal_web/boletines/boletin_dggmn/15_OCTUBRE_2018/caza_pesca/fotos/Rusi_int_horiz2.jpg" id="static_file_2179~/medioambiente~" alt="" /></div> </div> <p><strong>2</strong> Las subespecies actuales no tienen encaje en los estudios morfol&oacute;gicos y gen&eacute;ticos de las &uacute;ltimas d&eacute;cadas, por lo que s<strong>e propone una revisi&oacute;n del estatus taxon&oacute;mico.</strong></p> <p></p> <p><strong>3</strong> <strong>No es posible erradicar la sarna sarc&oacute;ptica de las poblaciones de cabra mont&eacute;s en libertad,</strong> por lo tanto, hay que convivir con la enfermedad y las medidas de gesti&oacute;n deben de ir dirigidas a disminuir su impacto y gravedad en la poblaci&oacute;n.</p> <p><strong>4</strong> Para desarrollar estrategias de control transversales y comunes a todas las poblaciones de cabra mont&eacute;s, es n<strong>ecesario uniformizar las metodolog&iacute;as de diagn&oacute;stico y caracterizaci&oacute;n de las principales variables epidemiol&oacute;gicas.</strong><br /> <br /> <strong>5</strong> <strong>No existe consenso respecto a las mejores medidas para controlar la sarna </strong>en poblaciones silvestres de cabra mont&eacute;s. Por lo tanto, resulta prioritario establecer, al menos, unos criterios b&aacute;sicos cient&iacute;ficos-t&eacute;cnicos al respecto.&nbsp; <br /> <br /> <strong>6</strong> Ante la aplicaci&oacute;n de <strong>medidas de gesti&oacute;n y control de la sarna en la cabra mont&eacute;s, hay que definir objetivos y establecer mecanismos de evaluaci&oacute;n</strong> de resultados.<br /> <br /> <strong>7</strong> <strong>La gesti&oacute;n de la sarna sarc&oacute;ptica en la cabra mont&eacute;s debe de incluir los aspectos ecol&oacute;gicos de la especie y los posibles efectos sobre el medio ambiente.</strong></p> <p></p> <p></p> <div class="botonera_antSig"> <div class="bot_contenedor"> <div class="bot_ant_solo"><a href="/medioambiente/site/portalweb/menuitem.47a26b4de31e31b01daa5f105510e1ca/?vgnextoid=c987102bca756610VgnVCM100000341de50aRCRD&amp;vgnextchannel=6f6a102bca756610VgnVCM100000341de50aRCRD"> volver </a></div> </div> <!-- Fin bot_contenedor --></div> <!-- Fin botonera_antSig -->1122f936d0697c6610VgnVCM100000341de50a____a02da1b6d6de6610VgnVCM100000341de50a____22f936d0697c6610VgnVCM100000341de50a____/portal_web/boletines/boletin_dggmn/15_OCTUBRE_2018/caza_pesca/fotos/Rusi_int_horiz1.jpgNAimgNA802da1b6d6de6610VgnVCM100000341de50a____22f936d0697c6610VgnVCM100000341de50a____ volver 6f6a102bca756610VgnVCM100000341de50aRCRDanchorNA902da1b6d6de6610VgnVCM100000341de50a____22f936d0697c6610VgnVCM100000341de50a____/portal_web/boletines/boletin_dggmn/15_OCTUBRE_2018/caza_pesca/fotos/Rusi_int_horiz2.jpgNAimgNA