Servicio Andaluz de Salud. Consejeria de Igualdad, Salud y Politicas Sociales. Hospital Universitario Reina Sofia

Comunicación - Noticias del Reina Sofía - El Hospital Reina Sofía y e IMIBIC se adhieren un año más a la campaña Movember para luchar por la salud masculina

TwitterFacebookLinKedInLinkedIn

 

NOTICIAS

< El Hospital Reina Sofía participa en el diseño de una App que indica cuándo realizar colonoscopias para detectar precozmente lesiones
26 noviembre 2018 12:56 Antiguedad: 16 days

El Hospital Reina Sofía y e IMIBIC se adhieren un año más a la campaña Movember para luchar por la salud masculina

El complejo sanitario cordobés ha sido uno de los diez hospitales del país seleccionado para participar en el registro IRONMAN de Movember para pacientes con cáncer de próstata avanzado


El Hospital Universitario Reina Sofía y el Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC) se adhieren un año más a la campaña Movember para luchar por la salud masculina. Hoy lunes, investigadores, especialistas, enfermeras, residentes, usuarios y responsables sanitarios se han colocado un bigote postizo para llamar la atención sobre la necesidad de aumentar los fondos en investigación y desarrollar campañas de concienciación que ayuden a diagnosticar antes enfermedades como el cáncer de próstata. Esta campaña también ayuda a sensibilizar a la sociedad sobre la importancia de adquirir hábitos de vida saludables, que son la mejor herramienta para prevenir la enfermedad.

Foto presentación Movember 2018
Foto presentación Movember 2018

Inicia la descarga del ficheroampliar imagen (jpg 141 Kb)

El cáncer de próstata es el segundo tumor más frecuente en hombres (el primero en países desarrollados), representando entre el 15-20% del total de los casos de cáncer, si excluimos el de piel no melanoma. En Córdoba, la incidencia es muy parecida a la del conjunto de Andalucía, 103 casos nuevos por cada 100.000 hombres (uno de cada 12 hombres tendrá cáncer de próstata antes de los 75 años). En España, cada año se detectan 33.370 nuevos casos de cáncer de próstata (124 por 100.000 varones), una tasa algo superior a la andaluza. En general, esta tendencia se repite en Europa, donde también en los países del norte la incidencia es mayor que en el sur.

El complejo sanitario cordobés ha sido uno de los diez hospitales del país seleccionado para participar en el registro IRONMAN de Movember, que en España se coordinará desde VHIO (Vall D'HEBRON Institute of Oncology) y CNIO. La Fundación Fero ha llegado a un acuerdo con la Fundación Movember para dar soporte a nivel nacional a algunos de sus programas que están mejorando la vida de la población masculina.  Concretamente, el proyecto IRONMAN establece un registro internacional para hombres con cáncer de próstata avanzado a fin de mejorar los resultados.

Teniendo en cuenta la gran variabilidad en los patrones de tratamiento que existen globalmente para pacientes con cáncer de próstata avanzado, esta iniciativa representa una oportunidad única para describir los fenotipos clínicos de la enfermedad, así como los resultados para los hombres a través de un proyecto global de colaboración que involucra a múltiples hospitales, centros y consorcios (más información en:  Abre un enlace externo en una nueva ventanahttps://ironmanregistry.org/).

Presentación campaña


La delegada de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, María Ángeles Luna, la directora gerente del hospital, Valle García, el director científico del IMIBIC, Justo P. Castaño, y la directora de la Unidad de Gestión Clínica de Urología del hospital, María José Requena, han participado en este acto para recordar que la mejor forma de vivir más tiempo es vivir bien. Se trata del quinto año que las instituciones sanitarias cordobesas se adhieren a esta campaña.

María Ángeles Luna ha destacado que “nos sumamos una vez más a este llamamiento especialmente dirigido a los hombres, para animarles a consultar a su médico ante cualquier síntoma y a realizarse controles periódicos, ya que un diagnóstico precoz garantiza, en la mayoría de los casos, un buen pronóstico”. Por su parte, la directora gerente ha destacado “el trabajo que durante todo el año desarrollan las diferentes unidades que participan en la atención de estos pacientes y la colaboración con Atención Primaria para poder llevar a cabo un diagnóstico precoz y facilitar tratamientos personalizados que incorporan las últimas novedades”. Urología, Oncología Médica y Radioterápica, Medicina Nuclear y Radiodiagnóstico –en estrecha coordinacón con los profesionales del primer nivel asistencial- atienden el cáncer de próstata en sus los diferentes estadios. 

El director científico del IMIBIC, Justo P. Castaño, ha subrayado “la importancia de abordar estudios traslacionales conjuntos, que aúnen los esfuerzos de investigadores básicos y clínicos en equipos colaborativos, como medio para lograr una traslación real y efectiva que lleve los resultados de la investigación al tratamiento de los pacientes. Ese es el reto que nos hemos impuesto y que se está logrando en los últimos años en el IMIBIC, particularmente en el estudio del cáncer de próstata. El descubrimiento de nuevos marcadores tempranos, la identificación de nuevas dianas de tratamiento.” 

Biopsia de fusión 

Una de las últimas acciones para mejorar el diagnóstico del cáncer de próstata ha sido la incorporación de la técnica denominada biopsia prostática de fusión, que combina imágenes de resonancia magnética y ecografía y de la que ya se han beneficiado más de 250 pacientes. Se trata de una de las herramientas más precisas que existen en la actualidad para la detección de este carcinoma tan prevalente en la población masculina. La prueba implica el trabajo en equipo de radiólogos (analizan la resonancia prostática, detectan lesiones sospechosas y las marcan para biopsia) y urólogos (que llevan a cabo la biopsia), así como de personal técnico y de enfermería del instituto y del hospital. 

Su principal aportación es la mayor exactitud en la punción de lesiones sospechosas de pequeño tamaño, con un porcentaje más alto de diagnósticos o de tumores localizados en áreas de la próstata que con las biopsias tradicionales pueden pasar inadvertidas. En este sentido, María José Requena señala que “la incorporación de la biopsia de fusión permite aumentar la detección de tumores clínicamente significativos, realizar un diagnóstico más preciso, disminuir la carga de tratamiento en algunos casos, en definitiva, ofrecer terapéuticas más personalizadas ajustadas al tamaño y a la zona de la lesión”.

Otras mejoras

Además, recientemente se han actualizado protocolos por parte de todos los profesionales que participan en el proceso cáncer de próstata que mejoran el diagnóstico, estadiaje, tratamiento y seguimiento de las personas con cáncer de próstata. Además, se ha trabajado también para mejorar la accesibilidad de pacientes que vienen derivados al hospital desde otras zonas de la provincia, a través de la creación de una subcomisión específica de tumores urológicos que son analizados por un grupo de especialistas con especial dedicación a esta patología.

Por su parte, en la Medicina Nuclear se han incorporado mejoras organizativas que han conseguido incrementar la accesibilidad a las exploraciones y también se han introducido nuevas técnicas para la detección de lesiones en hueso de forma más temprana. En el ámbito de los tratamientos, también se han experimentado mejoras, especialmente en el tratamiento de metástasis óseas (Radio 223). Además, los profesionales de la Unidad de Gestión Clínica de Oncología Radioterápica tratan cada año unos 250 pacientes con intención curativa y el cáncer de próstata es precisamente una de las principales líneas de investigación de esta especialidad. 

Investigación 


La unidad de Gestión Clínica de Urología del hospital y grupo de enfermedades genitourinarias desarrollan estudios para mejorar el diagnóstico y manejo de los pacientes en riesgo o con cáncer de próstata. En este sentido, lidera la rama de cáncer de próstata de un proyecto H2020 (concedido a Lifelength) que estudia la posible utilidad de la evaluación de la biología telomérica en el diagnóstico y pronóstico del cáncer de próstata. Además, el grupo participa de diferentes plataformas nacionales y regionales de registro de pacientes con cáncer de próstata en vigilancia activa y con diferentes abordajes terapéuticos que intentan plasmar el impacto en la calidad de vida de diferentes patrones asistenciales, lo que seguro repercutirá en una mejora en la asistencia a corto-medio plazo.

Dentro del abordaje multidisciplinar que requiere el tratamiento del cáncer de próstata, también desde el departamento de Oncología Radioterápica y Oncología Médica se trabaja en la misma línea. La investigación en este ámbito pasa por avanzar en el descubrimiento de mecanismos moleculares relacionados con la génesis de tumores de próstata y genitourinarios, la identificación de marcadores pronósticos y de respuesta a tratamiento de estas enfermedades, así como la colaboración en estudios clínicos en fases tempranas con nuevos tratamientos para seguir aumentando la supervivencia. 

Además, otro grupo de investigación (GC27: OncObesidad y Metabolismo) se centra en la relación entre la obesidad y el cáncer de próstata, gracias a proyectos financiados por el Instituto de Salud Carlos III y el programa CaixaImpulse. Estos proyectos están generando información muy relevante sobre el cáncer de próstata, al revelar que se trata de un tumor muy heterogéneo y complejo, cuya marcada variabilidad clínica, específica para cada paciente, está fuertemente influenciada por la obesidad, que se asocia con una mayor incidencia, agresividad y posible resistencia a fármacos en los pacientes. 

Síntomas

Los especialistas recuerdan que el cáncer de próstata no suele presentar síntomas, existe un mayor riesgo de desarrollar la enfermedad cuando se tienen antecedentes familiares y los pacientes de raza negra. Existe evidencia que señala que el estilo vida, la obesidad o síndrome metabólico son factores que pueden aumentar el riesgo de padecer esta enfermedad. Aunque no existen unas recomendaciones específicas claras, como medidas generales se puede recomendar practicar ejercicio de forma periódica, comer sano, consultar al médico ante cualquier duda, realizar un reposo adecuado y tener una buena salud mental.
Los profesionales de la Unidad de Gestión Clínica de Urología, en colaboración con otros servicios como Oncología Radioterápica, Medicina Nuclear, y Oncología Médica, entre otros, tratan el cáncer de próstata de una manera integral: atendiendo al diagnóstico y también las secuelas que las diferentes terapias tienen en la esfera sexual y en la incontinencia de orina. Además, el desarrollo de esta técnica y su vinculación con la investigación llevada a cabo por el grupo de Urología en el IMIBIC, son un ejemplo de cómo la investigación ayuda a resolver los problemas de salud en nuestra sociedad. La colaboración con Atención Primaria también es esencial. 

Movember

El movimiento Movember usa el elemento masculino del bigote como catalizador para dar a los hombres la oportunidad de hablar sobre su salud y que comiencen a actuar. Concretamente, el desafío que propone es que los hombres se dejen bigote en noviembre para así apoyar la investigación en las enfermedades masculinas. Movember nació en Australia en 2003 y desde 2012 se celebra en España. 

Esta campaña centra su estrategia en cuatro áreas: el cáncer de próstata, el cáncer testicular, la salud mental y la actividad física. Este año, el Hospital y el IMIBIC han utilizado un bigote humano para llamar la atención también entre los usuarios que a lo largo de la mañana visitan el hospital. “Se trata de recordar, de una forma divertida, que nuestra salud está en nuestras manos y que decisiones como donar o fomentar la investigación, son acciones que están a nuestro alcance y que pueden contribuir a salvar vidas o a aumentar la calidad de vida de muchas personas”, ha señalado la responsable de Urología, María José Requena. 

Además, bajo el lema ‘Bigotes contra el cáncer de próstata’, se ha instalado un stand en el que se ofrece la posibilidad de fotografiarse con los bigotes, colgar las instantáneas en un photocall y publicarlas en las principales redes sociales. También se han repartido folletos con cifras e información sobre este tumor. 


Archivo


Fecha de creación de la página: 29-Jan-2007

Fecha de la última actualización: 02-Feb-2016

 

 

 

1999-2018 © Hospital Universitario Reina Sofía.

Avda. Menéndez Pidal, s/n 14004 Córdoba. Teléfono 957 010 000.