Atrás

Situación de la vendimia en Andalucía

15/09/2020

La vendimia en Andalucía se inició este año el 10 de julio en Cádiz con la variedad más temprana, Chardonnay, comenzando en Montilla-Moriles con esa misma variedad la madrugada del 16 de julio, seguido del resto de variedades destinadas a producir vinos jóvenes sin crianza, Sauvignon blanc, Verdejo, Moscatel de grano menudo... 

En Cádiz se inició el 5 de agosto la recolección de la variedad Palomino fino predominante en la provincia, finalizando la misma el 9 de septiembre con un total de 53,4 millones de kilos, frente a los 57´3 del año pasado. La graduación que ha alcanzado la uva en Cádiz esta campaña es escasa, unos 11,15 ºBê y 10,8 ºBê en Sanlúcar, situándose casi en el borde del mínimo exigido en la Denominación de Origen. El año pasado se alcanzó una media de 12´13ºBê. Las enfermedades se han hecho notar, en concreto el mildiu, oídio y botrytis.

En Montilla-Moriles, terminada la vendimia de las mencionadas variedades blancas, se comenzó la de variedades tintas, Cavernet Sauvignon, Tempranillo, Merlot, Syrah…, la cual finalizó a mediados de agosto, cuando a su vez comenzó la pasera de la variedad Pedro Ximénez (PX), que a fecha de 14 de septiembre suma 31 millones de kilos.

En el marco Montilla-Moriles, con solo 4.872 hectáreas de viñedo, la vendimia avanza rápido y se estima acabe en unos 10 días, con una producción final que este 2020 se calcula sea algo inferior a la del año pasado, que cerró con casi 39 millones de kilos de uva blanca. Aunque la primavera lluviosa auguraba una muy buen cosecha, esas lluvias en el momento de floración provocaron corrimiento del racimo, hubo mucho mildiu y polilla y debido a las lluvias de este verano el oídio ha repuntado, lo que ha favorecido a su vez el desarrollo de podredumbres en las heridas provocadas por el oídio y la polilla. El Mosquito se ha estabilizado en las últimas semanas. 

En Huelva el estado dominante de la variedad predominante en el Condado de Huelva, la Zalema, se encuentra en "N"/"O" (Maduración/ Caída de las hojas), habiéndose observado cierta ralentización en su maduración por las altas temperaturas de julio y agosto. Informar que, a principios de septiembre se inició su vendimia de forma tímida esperando el aumento de su graduación que rondaba los 9’5 ºBê. A mediados de septiembre, se halla recolectada más de la mitad del viñedo del Condado, obteniéndose una graduación media en torno a los 11 ºBê. La merma de producción por vid, debido a los graves daños por mildiu, ha favorecido un rápido aumento de la graduación en cuanto las temperaturas se han suavizado.  Por otro lado, la previsión de precipitaciones, a partir del 18 de septiembre, detendrá la recolección durante unos días. En el caso de las “nuevas variedades” el calor, contrariamente a la Zalema, adelantó su maduración, obteniéndose entre finales de julio y principios de agosto graduaciones en torno a los 12’5ºBê. De hecho, en cuanto a su vendimia, informar que la recolección de las variedades tintas se inició la semana del lunes 3 de agosto.

En Málaga a finales de la segunda semana de septiembre se encontraba prácticamente finalizada la vendimia.