IFAPA prepara la reincorporación a la actividad presencial de su personal

IFAPA
Labores en acuicultura
Labores en vid
Ganado
Labores en olivar
Labores en invernadero
Cubierta vegetal en cítricos

Desde IFAPA se ha venido trabajando, de conformidad con las medidas adoptadas desde la Junta de Andalucía, para minimizar las consecuencias que esta situación ha podido acarrear a las actividades de investigación, transferencia y formación que se desarrollan normalmente en el IFAPA, y dirigidas especialmente a proteger la salud del personal que forma parte de la institución y seguir atendiendo a las necesidades de conciliación de la vida laboral y familiar en el contexto de la actual crisis. En este sentido, el Instituto ha potenciado las actividades de formación no presencial en su plataforma de teleformación con el fin de facilitar que el sector agroalimentario andaluz pudiera continuar con su formación durante este periodo.

Asimismo, durante estos 50 días de confinamiento por el estado de alarma con motivo del COVID-19, desde los centros  IFAPA se ha seguido trabajando, gracias al gran esfuerzo realizado por parte del personal encargado de los servicios esenciales y mantenimiento básico de las instalaciones para el cuidado y supervivencia de especies animales y vegetales y de cultivos in vitro y microorganismos en los centros, y de nuestro personal investigador y técnico para continuar con la toma de datos de los ensayos en curso y de la actividad divulgativa e investigadora a través del teletrabajo, que son la base de la actividad que desarrolla el IFAPA.

Con motivo de las medidas de desconfinamiento tomadas por el Gobierno de España, IFAPA esta estableciendo las medidas para la reincorporación gradual de la actividad presencia de su personal preservando la seguridad y salud laboral tras el COVID-19.

La reincorporación a la actividad presencial del IFAPA, tras el periodo derivado del estado de alarma declarado por el Real Decreto 463/2020, de 14 de marzo, consecuencia del COVID-19, trata de promover, a la vista del conocimiento adquirido sobre el virus y su comportamiento, medidas organizativas innovadoras que hagan posible compatibilizar el desarrollo de la actividad competencial del Instituto, preservando la salud laboral de los trabajadores y evitando la propagación del virus, así como el uso de equipos de protección individual.