Buscador portada

Almería
Cádiz
Córdoba
Granada
Huelva
Jaén
Málaga
Sevilla
Espectáculos
Exposiciones y museos
Monumentos y visitas
Libros y literatura
Cine y audiovisual
Formación
Agenda infantil
Fiestas y tradiciones
Flamenco

Fiestas del Santo Ángel

Imágenes del Santo Ángel y de Jesús niño Autor: José Miguel Mejías del Río Fecha: 2009 Fuente: Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico
¿DÓNDE?
Varios lugares en el municipio, Zújar, Granada
¿CUÁNDO?

Consultar programación.

¿CUÁNTO?
Gratuito.

En la mañana del dos de octubre, a partir de las once y media tiene lugar una misa solemne en la iglesia parroquial, dicha celebración es seguida por gran número de vecinos que acompañan a los niños que ese año harán la comunión, así como a otros de edades similares. Esto es debido al hecho de que se considera que el Santo Ángel es el patrón o figura protectora de los niños, por lo que dicha misa se orienta especialmente a ellos. Tras la ceremonia tiene lugar una breve procesión que recorre algunas de las calles del centro de la población. En dicha procesión, si bien las andas son llevadas por adultos, los niños rodean en todo momento a la imagen, de la misma manera que otros menores la preceden. La procesión tiene un carácter festivo y el protagonismo recae principalmente en los niños asistentes. Cuando la procesión toca a su fin, en las inmediaciones de la iglesia parroquial, la imagen del Santo Ángel se detiene para que el sacerdote proceda a la bendición de las roscas (lo cual sucede en el interior de un edificio cercano). Acto seguido se reparten las roscas (a razón de dos por persona) empezando por los anderos y los niños que ha participado en la procesión. A continuación se reparten todas las demás hasta dar satisfacción a todos los vecinos del pueblo (para ello se elabora un altísimo número de roscas, once mil quinientas en dos mil nueve). Por su parte la imagen, ya sin acompañantes apenas, retorna a su templo, Los niños se toman el reparto de roscas como un juego, compitiendo entre ellos por coger un mayor número de roscas, para ello no dudan en ponerse una y otra vez en la cola. También algunas personas mayores recogen un gran número de roscas para posteriormente repartirlas entre familiares y amigos que no han podido asistir a la procesión.

Octubre.