Danza  

Danza y movimiento para actores

Curso de danza para actores

Imagen asociada al curso
  • Del 27 al 31 de Mar de 2017
  • 20 horas
  • 16 plazas
  • De 16:00h a 20:00h

  • EPFCA Sevilla

  • 100€ Consulta nuestros descuentos aplicables a antiguos alumnos, estudiantes, desempleados, tarjeta joven, miembros de asociaciones relacionadas con el mundo de la cultura y poseedores de titulaciones relacionadas con la temática del curso
  • Actores y actrices

INSCRIPCIÓN: NO DISPONIBLE

PROFESOR/A



Paloma Díaz Profesora

 

Se forma como actriz y bailarina. Trabaja con diferentes compañías y coreógrafos en Austria, Alemania y España.

  • DESCRIPCIÓN
  • OBJETIVOS
  • CONTENIDO

Este curso está dirigido a todos aquellos actores y actrices que quieran explorar las posibilidades expresivas del movimiento para la creación de sus personajes.

Para aquellos que ya se han acercado con curiosidad y gusto por el movimiento, pero también para aquellos que deseen indagar lo que el movimiento puede ofrecer a sus creaciones actorales.  

Un espacio para explorar nuestra fisicalidad y los impresionantes recursos expresivos que esconde nuestro cuerpo, pues, lo queramos o no, él está siempre contando de nosotros y de nuestros personajes. Ser conscientes de ello y entrenar la herramienta para que  esta sea siempre un aliado y no un enemigo.

Actores y actrices estamos obligados a descubrir y dejar que el cuerpo nos brinde sus posibilidades expresivas y creativas. Y ya que no podemos evitar movernos sin parar (pregúntenselo sino a nuestros corazones o pulmones), aprendamos de él.

Cuidémoslo, prestémosle la máxima atención. Dejémosle que nos hable, y hablémosle. Dejarnos sorprender por él, sorprenderle, siempre desde el extremo cuidado y respeto que se merece.

Movernos, agitarnos, danzarnos...

Aprenderemos a prepararnos para nuestro trabajo, a llegar hasta él en condiciones óptimas, es decir, dispuestos a abrirnos al movimiento y ponernos en marcha, en ruta.

Para el actor resulta esencial hacer un chequeo del cuerpo, de su movimiento: una toma de conciencia. Utilizaremos el yoga y su extrema sabiduría a la hora de alinear e identificar nuestras tendencias corporales para, si es el caso, corregirlas o al menos tomar consciencia de ellas. Considerar y trabajar el cuerpo como una unidad, manejando parámetros fundamentales: columna como guía del movimiento, conexión coronilla-coxis, centro… con el fin de desarrollar toda su plasticidad que nos permita ir al suelo, desplazarnos, girar, saltar o permanecer en quietud.

    Aprender a escuchar al cuerpo, sus potencialidades y sus límites, con el objetivo de alcanzar una fisicidad más orgánica, siempre respetando los límites y tendencias de cada uno.

    Plantearemos improvisaciones individuales, pero también exploraremos el trabajo con el otro y la enorme potencialidad creativa del grupo.

    Trabajaremos asimismo con el espacio, nuestro escenario de acción, para comprender la importancia de dominarlo, algo fundamental para cualquier intérprete.

   El conflicto, la dramaturgia en el movimiento y la danza. Trabajar sobre el cuerpo en conflicto. En busca de un movimiento que cuente y cuente a los demás de nosotros y/o de nuestros personajes. El movimiento considerado como una parte esencial de la necesidad de contar, expresar. El movimiento y la danza, para contar cosas, siempre.