24
25
20:00
Feb

SALA

B

Teatro

BACANTES TEATRO

La distancia

LA ESCENA DE LA CRISIS

Versión escénica de Distancia de rescate de Samanta Schweblin.
Dramaturgia y dirección Pablo Messiez.
Con María Morales, Luz Valdenebro, Estefanía de los Santos y Fernando Delgado.

 

AUTÉNTICO TRIUNFADOR DE LA ÚLTIMA EDICIÓN DE LOS PREMIOS MAX POR SU PUESTA EN ESCENA DE LA PIEDRA OSCURA VUELVE CON NOSOTROS PABLO MESSIEZ EN SU VERSIÓN MÁS SENSIBLE E INTELIGENTE.

 

ACOMPAÑADO DE UN ELENCO DE LUJO, TOTALMENTE ANDALUZ, EN EL QUE SE ENCUENTRAN LAS TRES ACTRICES DEL INOLVIDABLE URTAIN DE ANIMALARIO, MESSIEZ FIRMA UN HIPNÓTICO E IMPACTÁNTE MONTAJE.

 

Discreto, amable, culto, enamorado como pocos de su profesión —actor, dramaturgo y director—, prestidigitador de palabras, encantador de espectadores como decía de él Daniel Veronese… Pablo Messiez cocina sus piezas a fuego lento sin prestar atención a las modas y mucho menos “a la taquilla” y, sin embargo, desde que 1978 decidiera vivir en Madrid, se ha convertido en una de las voces más estimulantes del teatro español.

 

Tras espectáculos como Las palabras o Las criadas y, sobre todo, La piedra oscura, obra que lo ha situado en lo más alto de nuestra escena, Pablo vuelve a ser más Messiez que nunca y vuelve a ponerse ante un reto que, en principio, podría parecer destinado al fracaso: el de poner en escena un texto tan genial como exigente en lo que se refiere a su estructura narrativa, lo que muestra y las zonas de sombra que se nos insinúan y que cada cual debe alumbrar… así es Distancia de rescate la novela de su compatriota Samanta Schweblin. Pero ese finísimo chef ha vuelto a preparar un plato que vale por todo un menú escénico de altísimo voltaje. Un thriller psicológico con gotas de realismo mágico y cuentos populares servido por tres actrices y un actor en estado de gracia.

 

Las tres actrices son las responsables de que este proyecto haya visto la luz. Hay que tener mucho valor para formar una compañía de teatro independiente, Bacantes Teatro, en estos momentos, los menos propicios para la cultura en nuestro país. Como ellas mismas dicen, se han reunido para adentrarse en la producción teatral, por necesidad, y como camino que les permite crear sus propios proyectos teatrales, asegurándose así una vía de desarrollo artístico con su propia voz, sin intermediarios.

 

En sus palabras: El teatro es el reflejo de la vida hecho ficticia realidad y toda creación teatral debería estar en contacto con la realidad de su tiempo y del sentir de todos los tiempos y es por ello que nuestra decisión fue la de contar esta historia de La distancia.

 

Pero ¿de qué va este espectáculo? Lo mejor es que lo cuente el propio Messiez:

Amanda va a morir. Le quedan solo unos minutos para intentar entender dónde empezó todo y por qué. En qué momento nació el gesto o el acto que la trajo fatalmente a este presente que se le escapa. De todos los detalles, ¿cómo saber cuáles son los relevantes? Cuenta Amanda que llama “distancia de rescate” a la distancia variable que la separa de su hija. Que está siempre alerta a ella, aunque arriesgando de más. Tal vez por eso haya elegido el campo abierto y sin obstáculos como destino para sus vacaciones con ella. La posibilidad de estar cerca en la inmensidad, de contemplar juntas la distancia sin tensar el hilo entre ambas. Pero nada parecido a la calma la esperaba en el campo. Allí encontrará a Carla, a su hijo David, y a un pueblo entero carcomido por un secreto atroz, que lo corroe, como los gusanos.