Saltar al contenido
Imagen representativa de la sección de A Fondo

A fondo

Biblioteca escolar, ¡mucho más que lectura!

Biblioteca escolar, ¡mucho más que lectura!

Pensar en Bibliotecas Escolares es pensar indiscutiblemente en lectura, pero no debemos quedarnos en ese uso, que, aunque sin duda resulta clave en el aprendizaje y la formación del alumnado, supone un enfoque reduccionista del concepto actual de Biblioteca Escolar.

Entre el amplio espectro de líneas de actuación de las Bibliotecas Escolares encontramos la Competencia Informacional, entendida como “El saber cuándo y por qué necesitas información, dónde encontrarla y cómo evaluarla, utilizarla y comunicarla de manera ética” (Colegio Británico de Bibliotecarios y Profesionales de la Información, 2004).

El término competencia informacional es utilizado para denominar el desarrollo de las capacidades que movilizan conocimientos, habilidades y actitudes relacionadas con el uso de la información en los procesos correspondientes de búsqueda, tratamiento y comunicación. Surge como una propuesta terminológica específica dentro del actual marco curricular competencial vinculada a lo que se ha venido a denominar desde el ámbito bibliotecario como alfabetización informacional, ALFIN (Piquín, R., 2012).

Pero, la cuestión es: ¿trabajamos de forma sistemática en los centros educativos la competencia informacional? ¿Dedicamos suficiente tiempo a enseñar a nuestros alumnos/as a buscar, procesar y comunicar la información? ¿Son los conceptos los que inhiben la falta de tratamiento de estos procesos de la información? ¿Quizás sean los libros de texto o la sensación de falta de tiempo que perciben los docentes los que bloquean el desarrollo de la competencia informacional?

Si la mayoría de docentes coinciden en la necesidad de incidir especialmente en estos aprendizajes, ¿por qué en ocasiones el profesorado no da un paso adelante para orientar el currículo hacia esta línea metodológica?

Generalmente son varios los factores que impiden un desarrollo concienzudo y reflexivo de las técnicas y estrategias necesarias para dominar la información, pero de lo que no cabe duda es de que debe ser una de las finalidades fundamentales de la enseñanza obligatoria, ya que un alumno/a que es capaz de acceder y analizar fuentes de información, seleccionar los datos que resultan relevantes y pertinentes desde una visión crítica y reflexiva, organizar y procesar esos datos mediante esquemas, mapas conceptuales, etc., comunicar los resultados por escrito y/o de forma oral empleando como soporte  los diferentes géneros discursivos en función de la finalidad comunicativa y el contexto de uso, es un alumno/a que domina la información, competencia más que necesaria tanto en el ámbito escolar como en el ámbito social, cultural, laboral, etc., especialmente en una era donde la cantidad de información que rodea a nuestros escolares es infinita.

Pero, ¿qué establece el currículo actual de las enseñanzas obligatorias en nuestra Comunidad Autónoma? ¿Realmente orienta el currículo hacia el desarrollo de la competencia informacional? ¿Qué áreas y/o proyectos deberán asumir el desarrollo de la misma? ¿Somos conscientes los docentes del enfoque metodológico que propugna el nuevo currículo de Andalucía?

Nuestro objetivo será responder a éstas y otras preguntas mediante un conciso análisis del currículo de las etapas de la enseñanza obligatoria, Educación Primaria y ESO.

En consonancia con lo establecido en el Decreto 97/2015, de 3 de marzo, por el que se establece la ordenación y las enseñanzas correspondientes a la educación primaria en Andalucía, así como en la Orden de 17 de marzo de 2015, por la que se desarrolla el currículo correspondiente a la Educación Primaria en Andalucía, las competencias informacionales se relacionan estrechamente con varias de las competencias clave recogidas en los citados referentes legislativos, especialmente la Comunicación Lingüística, la Competencia Digital, Aprender a Aprender y Sentido de Iniciativa y Espíritu Emprendedor.

 

 COMPETENCIA INFORMACIONAL


Esto implica que el alumnado debe disponer de destrezas para:

  • Reconocer la necesidad de acceder a la información.
  • Distinguir entre las distintas formas de tratamiento de la información.
  • Utilizar técnicas y estrategias para acceder a la información según la fuente y el soporte que se utilice.
  • Tratar, analizar y evaluar la información recogida.
  • Conocer lenguajes específicos (textual, numérico, icónico, visual, gráfico, sonoro) y su decodificación.
  • Transferir lo aprendido a diversas situaciones contribuyendo a la creación de un nuevo conocimiento.
  • Organizar, aplicar y comunicar lo aprendido a otras personas.

El desarrollo de tales destrezas centradas en la investigación requiere la aplicación de diferentes fases que caracterizan el método investigativo, es decir, que deberán estar presentes en las distintas tareas que planteemos.

En esta línea, en la Orden de 17 de marzo de 2015, por la que se desarrolla el currículo correspondiente a la Educación Primaria en Andalucía, se destacan aspectos tales como:

  • Área de Ciencias de la Naturaleza: "A través de esta área, se inician en el desarrollo de las principales estrategias de la metodología científica, tales como la capacidad de formular preguntas, identificar el problema, formular hipótesis, planificar y realizar actividades, observar, recoger y organizar la información relevante, sistematizar y analizar los resultados, sacar conclusiones y comunicarlas, trabajando de forma cooperativa,…” (Orientaciones metodológicas).
  • Área de Ciencias Sociales: “Iniciarse en el conocimiento y puesta en práctica de las estrategias para la información y la comunicación, desarrollando estrategias de tratamiento de la información para la puesta en práctica de las competencias implícitas en el desempeño de tareas cotidianas, mediante diferentes métodos, fuentes y textos” (Objetivos de área).
  • Área de Lengua Castellana y Literatura: “Se favorecerá el uso dinámico de la biblioteca como lugar de placer y disfrute de la lectura, así como centro de recursos para los aprendizajes y lugar de consulta, reflexión y búsqueda de información” (Orientaciones metodológicas).
  • Área de Matemáticas: “Utilizar los medios tecnológicos, en todo el proceso de aprendizaje, tanto en el cálculo como en la búsqueda, tratamiento y representación de informaciones diversas; buscando, analizando y seleccionando información y elaborando documentos propios con exposiciones argumentativas de los mismos” (Objetivo de área).
  • Área de Cultura y Práctica Digital: Identificar y establecer los criterios necesarios para la búsqueda, selección y análisis de la información y los recursos disponibles en la red, reconociendo el valor del trabajo de los autores en su aportación a la cultura común y valorando la importancia del respeto a la propiedad intelectual (Objetivo de área).

Del mismo modo, en la Orden de 14 de julio de 2016, por la que se desarrolla el currículo correspondiente a la Educación Secundaria Obligatoria en la Comunidad Autónoma de Andalucía, se regulan determinados aspectos de la atención a la diversidad y se establece la ordenación de la evaluación del proceso de aprendizaje del alumnado se recogen aspectos tales como:

  • Área de Biología: La materia de Biología contribuye al desarrollo de la competencia digital (CD) a través de la utilización de las tecnologías de la información y la comunicación para el aprendizaje, mediante la búsqueda, selección, procesamiento y presentación de información como proceso básico vinculado al trabajo científico. Además, sirve de apoyo a las explicaciones y complementa la experimentación a través del uso de los laboratorios virtuales, simulaciones y otros, haciendo un uso crítico, creativo y seguro de los canales de comunicación y de las fuentes consultadas.
  • Área de Geografía e Historia: “El aprendizaje por proyectos así como los estudios de casos en torno a problemas cercanos a los núcleos de interés del alumnado o cuestiones de relevancia para la sociedad actual… con los que aprenda los principios básicos de la recopilación, organización y exposición de la información…” (Estrategias metodológicas).
  • Área de Lengua Castellana y Literatura: “Partiremos del texto, unidad máxima de comunicación, para llegar al texto, oral y escrito. Nuestra asignatura ha de basarse en la lectura, análisis, comprensión y producción de textos orales y escritos; producciones propias y ajenas” (Estrategias metodológicas).
  • Área de Filosofía: "Utilizar procedimientos básicos para el trabajo intelectual y el trabajo autónomo: búsqueda y selección de información, contraste, análisis, síntesis y evaluación crítica de la misma, promoviendo el rigor intelectual en el planteamiento de los problemas" (Objetivo de área).
  • Área de Tecnología: "Conocer el funcionamiento de las nuevas tecnologías de la información y la comunicación, comprendiendo sus fundamentos y utilizándolas para el tratamiento de la información (buscar, almacenar, organizar, manipular, recuperar, presentar, publicar y compartir), así como para la elaboración de programas que resuelvan problemas tecnológicos" (Objetivo de área).

Como podemos observar, este marco normativo sitúa la Competencia Informacional como un elemento clave en el proceso de enseñanza – aprendizaje, por lo que desde las Bibliotecas Escolares deberemos impulsar y apoyar este enfoque investigativo y comunicativo.

Con esta finalidad nace este monográfico, partiendo para ello de la necesidad que Rosa Piquín Cancio  plantea en su artículo: alfabetizar desde la escuela en medios e información. 

Desde el ámbito de la formación docente y de la experiencia recogemos una interesante entrevista a Rosa León, que nos ofrece no solo una visión científica sino también contextualizada de la escuela y sus pretensiones y necesidades en relación al tratamiento de la Competencia Informacional.

Asimismo realizamos un acercamiento a la realidad escolar a través de experiencias que abordan el tratamiento de la Competencia Informacional desde la Biblioteca Escolar, a saber:

  • “¡Quien sabe comunicar, domina  la información!” del CEIP Nuestra Señora de los Dolores (Herrera, Sevilla).
  • “Debate escolar + Biblioteca Escolar = Competencia Informacional” del CEIP Andalucía (Fuengirola, Málaga).
  • “Los proyectos documentales como estrategias de aprendizaje”, desde el IES Jorge Guillén (Torrox, Málaga).
  • “La Competencia Informacional en el IES Sierra Sur”.
  • “Dispositivos móviles y actividad formativa de la Biblioteca Escolar”.

 

Buscador Destacado

También te puede interesar

  • Canal Lector

    Web de recomendación de libros infantiles y juveniles editados en español en los diversos países que comparten la lengua. Los libros son seleccionados por equipos de especialistas en literatura infantil y juvenil entre las novedades que publica la industria editorial, con el objetivo de ofrecer una información básica sobre cada uno de los títulos considerados adecuados para cada edad.

Mostrando 1 a 4 de 26 enlaces 1 2 3 4 5
Nodo: sv0205.ced.junta-andalucia.es
Ir al inicio