Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF)

Características del tributo

Mediante el Decreto Legislativo 1/2018, de 19 de junio, se regulan las competencias normativas sobre IRPF de la Comunidad Autónoma de Andalucía.

El Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) grava la renta de cada ciudadano y ciudadana de acuerdo con sus circunstancias económicas personales, profesionales y familiares.

El objeto de este impuesto es la renta de las personas contribuyentes, entendida como la totalidad de sus rendimientos, ganancias y pérdidas patrimoniales, así como las imputaciones de renta establecidas por Ley, con independencia del lugar donde se hayan producido y cualquiera que sea la residencia del pagador.

Consulta más información sobre conceptos clave vinculados con el impuesto sobre la renta: base imponible, cuota tributaria, sujeto pasivo, etc.

Competencias autonómicas

Aunque el IRPF es un impuesto de ámbito estatal, la Junta de Andalucía tiene una serie de competencias normativas que le permiten establecer:

  • El importe del mínimo personal y familiar aplicable para el cálculo del gravamen autonómico.
  • La escala autonómica aplicable a la base liquidable general.
  • Deducciones en la cuota autonómica.
  • Aumentos o disminuciones en los porcentajes de deducción por inversión en vivienda habitual.

Puedes consultar más información al respecto en el Portal de Hacienda y Financiación Europea.