Junta de Andalucía

Tipos de vivienda

Imprimir Imprimir
Volver
 
 
 
 
Son viviendas construidas por empresas particulares sin ningún tipo de ayudas del sector público. Su venta se rige, por tanto, por la ley de la oferta y la demanda. Sin embargo, como ventaja, su precio en transmisiones futuras no está regulado.
 
Dentro de la vivienda libre podemos distinguir las viviendas nuevas (bien sobre plano o en construcción, bien ya construida), y las viviendas de segunda mano.
 
 
 
 
Son Viviendas de Protección Oficial aquellas que han sido calificadas como tales por la Consejería de Fomento y Vivienda y por tanto, gozan de una financiación cualificada o ventajas económicas al comprador y al promotor. También tendrán esta consideración los alojamientos que se integren en conjuntos que constituyan fórmulas intermedias entre la vivienda individual y la residencia colectiva.
 
 
Las viviendas protegidas se destinan a familias con recursos económicos limitados que reúnan los requisitos que, tanto para la composición de la unidad familiar como para la cuantía y determinación de los ingresos familiares, se establecen en los diferentes programas que integran los planes de vivienda y suelo.
 
 
Las ventajas de adquirir una vivienda protegida son básicamente económicas ya que tienen limitado el precio de venta y existen otras facilidades para su adquisición, tales como la posibilidad de obtener subvenciones, concesión o subrogación de un préstamo cualificado, así como la subsidiación de intereses del préstamo o la bonificación en aranceles y honorarios de notarios y registradores además de exenciones en ciertos impuestos.
 
 
Si compras una vivienda protegida tendrás que respetar una serie de limitaciones, ya que al gozar la construcción de estas viviendas de ventajas y apoyos del sector público tienen también una serie de limitaciones a la libre disposición y uso de la vivienda.
 
 
Básicamente, serían las siguientes:
  • Debes destinar la vivienda a residencia habitual y permanente.
  • Salvo excepciones, no podrás transmitir (vender) la vivienda hasta pasados 10 años.
  • No puedes tener otra vivienda en propiedad o poseerla en virtud de un derecho real de goce o disfrute vitalicio
  • Tus ingresos no deberán superar unos topes.
  • Mientras que la vivienda sea protegida, si deseas transmitirla deberás comunicar tu intención a la Delegación Provincial de la Consejería de Obras Públicas y Transportes y, sobre todo, deberás venderla a un precio máximo previamente establecido, sin poder cobrar más dinero por las obras o mejoras que hayas realizado en la vivienda, salvo en el caso de segundas o posteriores transmisiones en los que se podrá aumentar un máximo del 10 % el precio de venta.
 
Si la vivienda que pretendes adquirir es protegida es recomendable que te informes bien de todos los detalles consultando a la Delegación Territorial de Fomento, Vivienda, Turismo y Comercio.
Volver
Consejería de Fomento y Vivienda de la Junta de Andalucía - Todos los derechos reservados. Avenida Diego Martínez Barrio, 10. 41071, Sevilla